Actualizado 07/07/2009 15:13 CET

El PP pide aumentar del 18 al 30% la nuclear en el mix energético y rechaza la ley de Zapatero para regular la vida útil

MADRID, 7 Jul. (EUROPA PRESS) -

El portavoz del PP la Comisión de Industria, Turismo y Comercio, del Congreso, Antonio Erias, se mostró hoy en contra de que la vida útil de las centrales nucleares está fijada por ley y propuso aumentar del 18 al 30 por ciento el porcentaje de la nuclear en el mix energético español

En declaraciones a Europa Press, el portavoz 'popular' acusó al presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, de "intentar confundir a la sociedad" al asegurar que establecerá por ley la vida útil de las plantas, cuando esta "es dinámica y "no puede estar prefijada".

Así, destacó que la vida útil de una central debe estar determinada por un organismo regulador, que en este caso el Consejo de Seguridad Nuclear (CSN), que supervisa de forma minuciosa su funcionamiento.

"O Zapatero quiere crear confusión sobre este tema o es él mismo el que confunde el concepto de vida útil y vida de diseño, cuando son dos ideas bien definidas por la ingeniería. Además de dos tardes sobre economía, Zapatero necesita cuatro sobre energía", apuntó.

El PP defiende "un mix energético equilibrado" y cree que la política energética tiene que "garantizar el suministro y la independencia y estar basada en los principios de protección medioambiental y sostenibilidad". "Éstos son los dos objetivos estratégicos a los que debe responder", recalcó.

REPOTENCIAR LAS CENTRALES EXISTENTES

El PP apuesta por aumentar, con las actuales centrales nucleares, del 18 al 30 por ciento el peso de la energía nuclear en la totalidad de la producción energética española, que es "lo que representa en el resto de los países europeos".

Para ello, es necesario instalar "reactores de nueva generación" en las centrales existentes en este momento. "Hay cierto margen para repotenciar las existentes. Es producir más con los mismos recursos", agregó.

Erias recordó que las centrales nucleares de Estados Unidos, construidas con la misma tecnología que la central nuclear Santa María de Garoña (Burgos), "se han prolongado 20 años más" y aquí se va a cerrar en 2013.

Para el diputado 'popular', "lo que no tiene ningún sentido es introducir en la sociedad la dicotomía entre energías renovables y energía nuclear, para tener que elegir una". "No tiene sentido ese debate porque son energías complementarias", añadió.

Preguntado por si el PP abriría nuevas centrales en caso de llegar al poder, el portavoz respondió que "es una decisión que tomará el Gobierno en función de la demanda de energía". Por último, dijo que "el gran debate este momento es cómo salir de la crisis y los empresarios necesitan la energía no sea un lastre sino que les ayude a ser competitivas".