Sandra Moneo, portavoz de Igualdad del PP: "La maternidad es un handicap a la hora de ser contratada"

Sandra Moneo, portavoz de Igualdad del PP
PP
Actualizado 01/04/2010 12:57:03 CET

Sandra Moneo fue madre el pasado 4 de febrero. "Sí, madre por primera vez a los 40 años, no me importa nada decirlo", asegura en una entrevista concedida a Europa Press. Al mes siguiente, la portavoz de Igualdad del PP en el Congreso de los Diputados ya estaba en un acto público. Las parlamentarias tienen difícil disfrutar del permiso de maternidad porque su voto en el Congreso o en el Senado es indelegable. Un asunto que "habrá que cambiar", pero mientras tanto --dice-- se afana por favorecer la conciliación del conjunto de los españoles.

.- En España, ¿es fácil o difícil conciliar?

Se han dado pasos importantes desde hace años y se ha ido instalando en la sociedad una cultura que da importancia a que hombres y mujeres puedan conciliar vida laboral y familiar.

.- ¿Con eso es suficiente?

Evidentemente no. Quedan muchos pasos por dar y muchas cuestiones por resolver. No es suficiente la oferta de plazas gratuitas de guarderías, ni está resuelta la vuelta de una mujer a su puesto de trabajo después de haber disfrutado su permiso de maternidad, ya que en ocasiones se encuentra que le han cambiado de responsabilidades.

.- ¿Qué medidas propone el PP para hacer más fácil la conciliación?

Hemos presentado una proposición no de ley en el Congreso de los Diputados en la que, entre otras medidas, pedimos la ampliación del permiso de maternidad de 16 a 20 semanas y de dos a cuatro semanas en el caso de los padres. Además, planteamos que exista una baja de 20 días antes del nacimiento del bebé. También queremos que se contemple como un derecho que los padres y madres trabajadoras puedan disponer de una plaza de guardería gratuita para sus hijos.

.- ¿Y sobre los horarios laborales?

El PP aboga por flexibilizar los horarios, promover el trabajo por objetivos e incrementar las jornadas continuas. Siguen existiendo unas jornadas laborales larguísimas que, en pocas ocasiones, están relacionadas con la productividad. En España, sobre todo en las grandes ciudades, el hombre y la mujer se marchan de casa a las 8 de la mañana y no vuelven hasta las 8 ó 9 de la noche, algo que es incompatible con la vida familiar. Cuando se dan estos casos, la mujer, que suele tener la misma o mejor cualificación que el hombre, opta por sus hijos.

.- Y renuncia a su carrera profesional.

Sí. El hecho de que haya pocas mujeres directivas se debe a que muchas mujeres han tenido que renunciar a su carrera profesional para dedicarse a sus hijos. No han sido libres para elegir porque se han visto en cierto modo obligadas.

.- ¿Soluciones?

En algunos países europeos y en Estados Unidos está implantada la posibilidad de que la mujer vuelva al mercado laboral después de pasarse unos años dedicada al cuidado de sus hijos. En España a esas mujeres no se les da ni la más mínima oportunidad. Nosotros pedimos que se implanten planes de reinserción laboral para estas madres, y creemos que la sociedad debe valorar la dedicación durante esos años. Creo que no habrá verdadera igual de oportunidades entre hombre y mujer hasta que no resolvamos el tema de la conciliación. Y en España se concilia con serias dificultades y sigue siendo más difícil para las mujeres que para los hombres.

.- ¿Qué dificultades se encuentra la mujer en el mercado laboral

Ser mujer sigue siendo un impedimento y una barrera para ser contratada por la posibilidad de quedarte embarazada. Desgraciadamente, se sigue viendo la maternidad como un handicap a la hora de ser contratada.

.- ¿Cómo se lleva la conciliación estando el política?

En el caso de las mujeres políticas, el permiso de maternidad sigue sin resolverse porque no podemos dejar de venir a votar al Parlamento. Pero creo que hay otras mujeres que lo pasan peor, como las que dirigen directamente un negocio propio, o las mujeres del campo, o las profesionales liberales.