Actualizado 19/10/2009 16:45 CET

RSC.-El Colegio de Abogados de Baleares entrega 7.500 euros para comedores sociales a Cáritas y Hermanitas de la Caridad

PALMA DE MALLORCA, 19 Oct. (EUROPA PRESS) -

El Colegio Oficial de Abogados de las Illes Balears (Coaib) dedica este año un total de 7.500 euros a la ayuda a entidades que mantienen abiertos comedores sociales o dan asistencia alimentaria a familias de las islas con escasos recursos económicos, un colectivo que va en aumento, y que se repartirán entre las Hermanitas de los Pobres de Mallorca y Cáritas de Menorca y Eivissa, a razón de 2.500 euros en cada caso.

Así lo dio a conocer hoy el decano del órgano colegial, Joan Font, durante el acto de entrega de un cheque solidario a la madre superiora de las Hermanitas de la Caridad mallorquinas, Soledad Rubio, quien agradeció el gesto, que se integra en la estrategia de responsabilidad social corporativa del colectivo profesional de la abogacía, según la cual, destinan el 0,7% de sus fondos anuales a cooperación.

Sin embargo, Font precisó que la coyuntura social y económica generada por la actual crisis ha empujado a la pobreza a muchas personas de las islas, según "estamos comprobando los abogados en nuestros despachos cada día", una situación que "hace dos años parecía impensable", y que ha sido determinante para que el colegio haya decidido reorientar sus ayudas económicas.

De hecho, aunque las partidas destinadas a la responsabilidad social corporativa se aprueban dentro del año en que se conceden y, por lo tanto, aún se desconoce a qué irán asignadas las de 2010, el decano manifestó que "se están dando casos de hambre física" en las islas y, por ese motivo, si se mantiene la crisis, el Coaib podría volver a asignar partidas a entidades humanitarias de las islas.

Por su parte, la madre superiora indicó que su labor "se resiente" actualmente por la retirada de algunos de los benefactores de la orden, empresas y particulares, que venían destinando ayudas en metálico o en alimentos, porque "no pueden seguir" ofreciéndolas. Unos recortes que llegan precisamente en el momento en el que se multiplica el número de quienes necesitan comida y ropa porque perdieron sus fuentes de ingresos.

En total, este año el Colegio Oficial de Abogados repartió entre 22.000 euros y 23.000 euros a en concepto de responsabilidad social corporativa, de los que 14.000 euros fueron destinados a la entidad Projecte Jove, dedicada a la desintoxicación y rehabilitación de toxicómanos.