Publicado 30/04/2021 15:40CET

La Junta inicia los trabajos para reanudar la actividad crucerística en el puerto de Málaga

La delegada Territorial de Turismo, Nuria Rodríguez, el presidente de la Autoridad Portuaria de Málaga, Carlos Rubio, y la manager de la empresa Suncruise Andalucía, Esther Molina
La delegada Territorial de Turismo, Nuria Rodríguez, el presidente de la Autoridad Portuaria de Málaga, Carlos Rubio, y la manager de la empresa Suncruise Andalucía, Esther Molina - JUNTA

MÁLAGA, 30 Abr. (EUROPA PRESS) -

La Junta de Andalucía ha iniciado las reuniones de trabajo para llevar a cabo la reanudación de la actividad crucerística en el puerto de Málaga, interrumpidas debido a la pandemia por COVID-19.

Estas actuaciones se producen tras la aprobación por el Consejo de Gobierno del Protocolo de la Consejería de Salud y Familias de actuación para cruceros de cabotaje de itinerario exclusivamente nacional y con escala en Andalucía, y que hace referencia a la prevención y control de posibles casos COVID.

Así, este viernes se han reunido en la Delegación Territorial de Salud y Familias, el delegado Territorial de Salud y Familias, Carlos Bautista; la delegada Territorial de Turismo, Nuria Rodríguez; el presidente de la Autoridad Portuaria de Málaga, Carlos Rubio, y la manager de la empresa Suncruise Andalucía, Esther Molina, en la primera de las reuniones que se llevarán a cabo para coordinar las distintas administraciones con el fin de garantizar que la vuelta de la actividad crucerística al puerto se lleve a cabo en un entorno seguro tanto para los visitantes como la ciudad.

El nuevo protocolo de actuación tiene como objetivo establecer una serie mínima de procedimientos que recojan las medidas referidas a la prevención y control para mitigar la transmisión del SARS-CoV-2 en el ámbito de buques de pasaje tipo cruceros en itinerario exclusivamente nacional, así como las actuaciones y comunicaciones que deben emprenderse ante la posible existencia de sospechas, casos o brotes relacionados con el Covid-19 en este ámbito y comunicaciones previas a las salidas o escalas de estos buques en puertos de Andalucía.

Así, entre otras cuestiones, establece que todo buque de pasaje tipo crucero, en itinerario exclusivamente nacional, deberá contar con un Plan de Salud Integral para la prevención y mitigación de riesgos sanitarios derivados del Covid-19 que describa los procedimientos y medidas preventivas que se seguirán en el buque durante el desarrollo de su actividad propia, con el objetivo específico de reducir las posibilidades de transmisión del SARs-CoV2 entre los pasajeros y la tripulación.

Este plan de Salud Integral debe contemplar medidas previas al embarque para pasajeros y tripulación; configuración y medidas de higiene del barco, en cuanto a cumplimientos de aforos y medidas para cada actividad en el buque de acuerdo al nivel de alerta general que exista en Andalucía; estrategias para minimizar riesgos en la gestión de la ventilación en espacios, procedimientos de limpieza y desinfección de los espacios del buque, con especial mención a las zonas de uso colectivo y procedimientos para limitar el contacto de la tripulación con los pasajeros, y, por último, medidas para las escalas en los puertos andaluces.

De igual modo, y según se recoge en el protocolo, cada buque deberá disponer, de forma obligatoria, de un Plan de Contingencia para la vigilancia y gestión de los casos de Covid-19, el cual contemplará medidas para la gestión de los casos sospechosos o confirmados, así como de los contactos estrechos que hayan sido identificados a bordo del buque de cruceros.

Contador