Actualizado 23/02/2009 21:08 CET

Touriño admite que la elección de Caamaño lo cogió "con el pie cambiado" porque lo quería en su próximo Gobierno

CEE (A CORUÑA), 23 Feb. (EUROPA PRESS) -

El presidente de la Xunta y candidato socialista a la reelección, Emilio Pérez Touriño, admitió hoy que el nombramiento de Francisco Caamaño para sustituir al ex ministro de Justicia, Mariano Fernández Bermejo, le cogió "con el pie cambiado" puesto que pensaba incorporarlo a su próximo gobierno.

En declaraciones a los medios, el dirigente socialista no precisó qué puesto tenía reservado para el hasta ahora secretario de Estado de Relaciones con las Cortes, aunque sí apuntó que se trataría de uno de sus "hombres fuertes".

En cualquier caso, Touriño aseguró que su nombramiento "ha sido para bien" y que se alegra mucho de que ya haya "tres ministros y medio" gallegos en el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero, en referencia, además de a Elena Espinosa y César Antonio Molina, a Elena Salgado, que tiene orígenes ourensanos.