Publicado 01/12/2014 18:32CET

Pesca.- Marina Civil alerta del "relajo" en las normas de seguridad, tras el accidente del 'Safrán'

LUGO, 1 Dic. (EUROPA PRESS) -

El presidente de la Asociación Española de Marina Civil, José Antonio Madiedo, ha alertado este lunes del "relajo" en las normas de seguridad, después de que se haya producido el accidente del buque pesquero 'O Safrán'.

Este barco volantero con base en Celeiro (Lugo) se hundió a 35 millas al norte de San Sebastián y continúan desaparecidos dos marineros, también de A Mariña luguesa, en concreto de Viveiro y Burela.

Madiedo denuncia que se van "más de una veintena de muertos este año" y advierte de que "no es fruto de la casualidad". "Esto es simplemente producto del relajo que se está produciendo en las normas de seguridad y aquí incluimos desde el diseño del barco hasta inspecciones, la formación de la tripulación y las gravísimas reducciones de estas tripulaciones", asegura.

Así, pone en duda la versión de que el accidente fue fruto de un "golpe de mar", y lo niega en base a que "los barcos tienen que estar preparados para soportar los golpes de mar".

"Cuando en un caladero hay cincuenta barcos pescando y solo afecta a uno, ese argumento del golpe de mar no es válido. Hay otros problemas. Este tipo de barco, como el que sufrió el accidente, es relativamente nuevo, es muy difícil que ese barco tenga una vía de agua por la que penetre tal volumen que produzca ese vuelco y ese hundimiento. Yo pienso como hipótesis que entra el agua por una de las aperturas de la capota y esa agua no evacua", relata.

Madiedo pide "al gobierno, a los responsables de seguridad marítima y a la comisión de investigación de accidentes, cuyo papel no es cargar siempre sobre los marineros o los patronos", que pongan "al descubierto a los responsables del mal diseño del barco, del mal mantenimiento del barco, al abuso que supone mantener a la gente pescando en unas condiciones de sacrificio y de esfuerzo personal que no tiene ningún sentido".

DECRETO SOBRE TRIPULACIONES

Finalmente, el presidente de la Asociación Española de Marina Civil invita a "los que presionaron para que se redujesen las tripulaciones a límites insostenibles a que reflexionen sobre la necesidad de poner fin a ese decreto incalificable".

"No tiene sentido que salga a pescar una solo persona o dos en el barco, porque el que atiende al aparejo no puede atender el puente de mano. Ese decreto infringe los reglamentos vigentes, sobre todo el de prevención de accidentes y colisiones en la mar. Estamos ante una administración sorda más preocupada de captar votos que de la seguridad", ha finalizado.