La EMT renueva su flota con la adquisición de 100 autobuses

Noguera, en rueda de prensa por la adjudicación de autobuses
AYUNTAMIENTO DE PALMA
Publicado 28/12/2018 13:45:16CET

PALMA DE MALLORCA, 28 Dic. (EUROPA PRESS) -

El Consejo de Administración de la Empresa Municipal de Transportes y Proyectos de Palma (EMT) ha adjudicado este viernes los contratos para la adquisición de 100 autobuses de gas natural que permitirán renovar su flota.

Así lo ha anunciado el Ayuntamiento de Palma en un comunicado, que a su vez ha detallado que los 100 autobuses llegarán durante 2019. La primera remesa de autobuses nuevos llegará durante el primer semestre de 2019, mientras que la segunda durante el segundo semestre.

El coste total de esta compra ha sido de 32.496.193 euros. Este gasto cuenta con un financiamiento del Banco Europeo de Inversiones, que aportará el 50 por ciento de la inversión, y 7.187.500 euros procedentes de la Ley Capitalidad de diferentes años. El resto se financiará a través de la banca comercial.

El alcalde de Palma, Antoni Noguera, ha afirmado que la "movilidad sostenible es el primer parámetro para conseguir una ciudad más europea". Así, ha destacado que los nuevos buses "permiten alcanzar dos objetivos, el de tener unos vehículos que generen menos emisiones y, por otra parte, mejorar las rutas y las frecuencias".

Asimismo, Noguera ha destacado que la renovación de la flota "permitirá tener un transporte público más competitivo que consiga avanzar al coche".

Por su parte, el regidor de Movilidad y presidente de la EMT, Joan Ferrer, ha remarcado que la renovación de la flota "da respuesta a las necesidades de los ciudadanos", y que "demuestra el compromiso de este equipo de gobierno con el transporte público".

Ha destacado también que desde 2009 no se compraban autobuses, y que la flota estaba envejecida, sin poder dar cobertura al cien por ciento de las necesidades de los ciudadanos.

NOVEDADES

La flota de la EMT se compone de 117 autobuses, de los cuales 95 tienen entre 15 y 17 años. La primera fase permitirá renovar los más antiguos, con fecha de 2001, de los cuales 21 son de 12 metros y 15, articulados de 18 metros.

Así, el proceso será que a medida que lleguen nuevos autobuses se irán retirando los más viejos según el criterio de los técnicos de la EMT. Los vehículos nuevos, impulsados en gas natural, permitirán reducir de manera considerable la emisión de gases y partículas contaminantes.

Otra novedad es que se incrementa la capacidad actual de los autobuses, ya que se han adquirido más vehículos de 18 metros y se han incorporado los de 15 metros que tienen una mayor capacidad de carga de pasajeros, han señalado.

Contador