ACNUR aclara que la evacuación del centro de migrantes bombardeado en Libia es voluntaria

Publicado 10/07/2019 16:04:43CET
Migrantes del centro de detención bombardeado en Tajura en un patio
Migrantes del centro de detención bombardeado en Tajura en un patioREUTERS / ISMAIL ZETOUNI

Esta previsto que 55 de los evacuados sean trasladados a terceros países seguros

GINEBRA, 10 Jul. (Reuters/EP) -

El centro de detención de migrantes y refugiados de Tajura, cerca de Trípoli, que resultó bombardeado la semana pasada está siendo evacuado de forma gradual y voluntaria por decisión de las autoridades libias, según ha explicado este miércoles el Alto Comisionado de la ONU para los Refugiados (ACNUR).

Un total de 53 migrantes y refugiados murieron y otros 130 resultaron heridos en el bombardeo ocurrido el 3 de julio, en el que el centro de detención resultó alcanzado por dos misiles. En el centro había recluidos unos 600 migrantes y refugiados, un tercio de los cuales estaban a la espera de abandonarlo en virtud al programa de retornos voluntarios de la Organización Internacional para las Migraciones (OIM).

El ataque ha sido atribuido a las fuerzas del general Jalifa Haftar, quien a principios de abril inició una operación para hacerse con el control de Trípoli, donde tiene su sede el Gobierno libio reconocido por la comunidad internacional.

"En un momento dado ayer (martes), las autoridades tomaron la decisión de liberar a los detenidos. También les dieron la opción (de quedarse), no fueron obligados", ha explicado en Ginebra el portavoz de ACNUR, Charlie Yaxley. ACNUR había venido reclamando la liberación de los detenidos.

En total, unos 260 migrantes y refugiados se marcharon inmediatamente y se dirigieron a una instalación de ACNUR, donde se les permitió pasar la noche y recibieron asistencia de emergencia. Según el portavoz, está previsto que este miércoles acudan a un centro comunitario de día, donde recibirán comida, agua y atención médica.

Por otra parte, los 55 migrantes identificados como más vulnerables, en su mayoría niños y menores no acompañados, se quedaron en el centro a la espera de su traslado el miércoles a la instalación de salidas de ACNUR en Trípoli, si las condiciones de seguridad lo permiten, ha explicado. Desde allí, serán evacuados a un tercer país seguro.

Según ha explicado en un comunicado la oficina de ACNUR en Libia, sus equipos visitaron en los últimos días el centro de Tajura, con el fin de trasladar a los detenidos a su centro de salidas en Trípoli pero el traslado no fue posible porque "un grupo de refugiados reclamaba que todos fueran trasladados a un tercer país seguro".

Yaxley ha indicado que el centro de salidas de ACNUR en Trípoli y el centro de tránsito en Níger están llenos. "Dependemos de que los estados ofrezcan plazas de evacuación para poder sacar a la gente", ha subrayado.

ACNUR ha solicitado a las autoridades libias que busquen un lugar alternativo para acoger a los migrantes que han abandonado el centro, ya que las instalaciones de la agencia de la ONU en las que han pasado la noche se emplean como centro de tránsito para las personas que está previsto evacuar a otros países.

El portavoz de ACNUR ha aclarado que varias decenas de migrantes y refugiados han optado por ahora por permanecer en el centro de detención tras la decisión de las autoridades libias, si bien son libres de marcharse si así lo desean.

Contador

Para leer más