Actualizado 14/01/2016 03:45 CET

Argentina y sus acreedores presentarán propuestas a finales de enero

Manifestación en Argentina contra los fondos buitre
REUTERS

BUENOS AIRES, 14 Ene. (Reuters/EP) -

Argentina y los acreedores que rechazaron reestructurar su deuda llevarán a cabo una nueva reunión a finales de enero en Nueva York, en la que presentarán sus respectivas propuestas para solucionar la larga disputa judicial que mantiene al país aislado del crédito internacional, según ha confirmado este miércoles el Ministerio de Hacienda.

El presidente Mauricio Macri, que asumió el cargo el pasado mes de diciembre, ha dicho que es una prioridad llegar a un acuerdo con esos bonistas --conocidos como 'holdouts' o 'fondos buitre'-- debido a que el país sudamericano necesita acceder al crédito internacional para reactivar su economía.

"El Gobierno argentino se comprometió a elevar una propuesta de solución a la disputa judicial en la semana del 25 de enero, esperando que al mismo tiempo ellos presenten su propia propuesta de negociación", ha señalado la cartera en un comunicado difundido la noche del miércoles, tras la primera reunión de negociación.

Argentina cayó en un 'default' (suspensión de pagos) parcial de su deuda en 2014, después de que un grupo de fondos de inversión obtuviese en Estados Unidos un fallo que prohíbe al país austral pagar a los bonistas que aceptaron reestructurar su deuda hasta que no abone el valor total de los títulos a aquellos que rechazaron esos canjes.

Representantes de Argentina y de los 'holdouts' se han reunido este miércoles en la oficina del mediador Daniel Pollack, designado por la corte del juez de distrito de Nueva York Thomas Griesa para facilitar un arreglo extrajudicial.

A la salida de la reunión, el secretario de Finanzas de Argentina, Luis Caputo, ha avanzado a periodistas que en dos semanas habrá una nueva reunión en la que presentará su oferta. "A partir de ahí recomendaremos una nueva fecha para sentarnos y discutir la propuesta", ha agregado.

La administración de la expresidenta Cristina Fernández de Kirchner, que gobernó entre 2007 y 2015, se resistió a negociar con esos acreedores, que reclaman el pago total de los bonos que compraron a precios muy bajos tras el masivo 'default' de 2002.

El ministro de Hacienda y Finanzas de Argentina, Alfonso Prat-Gay, ha añadido este mismo miércoles que la deuda e intereses acumulados en las demandas judiciales por bonos con jurisdicción de Nueva York asciende a 9.882 millones de dólares.

Para leer más