Ascienden a 65 los cadáveres recuperados del río Yangtsé y las familias piden respuestas

Publicado 04/06/2015 3:31:24CET

JIANLI (CHINA), 4 Jun. (Reuters/EP) -

Los servicios de emergencias han recuperado un total de 65 cadáveres del barco hundido en el río Yangtsé, en el este de China, mientras que más de 370 personas siguen desaparecidas. Las familias de los afectados han roto el cerco policial y se dirigen al lugar del hundimiento para reclamar respuestas.

De acuerdo con la información de la cadena de televisión estatal, 39 cuerpos sin vida fueron recuperados durante la noche. Sólo se ha encontrado a 14 supervivientes, entre ellos el capitán, desde que el barco --con 456 personas a bordo-- se hundiese la noche del pasado lunes, en el que podría ser el peor desastre marítimo de China en casi 70 años.

Sin embargo, los equipos de rescate no renuncian a seguir buscando a supervivientes de la tragedia, que transportaba a un gran número de turistas chinos de avanzada edad. Sin embargo, las esperanzas se empiezan a desvanecer entre los familiares, que reclaman más información por parte de las autoridades.

Los equipos de rescate han decidido abrir un agujero de unos 60 centímetros cuadrados en la tripa del barco para acceder a su interior. "Se hundió muy rápido, así que es posible que aún haya aire atrapado dentro y eso significa que podría haber supervivientes", ha explicado Li Qixiu, ingeniero de la Universidad Naval.

El 'Eastern Star' se hundió cuando navegaba por el Yangtsé a la altura de la localidad de Jianli, en la provincia de Hubei. El barco se dio la vuelta por completo y ahora solamente es visible una pequeña porción del casco. Los testigos aseguran que hubo un tornado, algo que ha confirmado este miércoles el servicio meteorológico, a pesar de lo cual el capitán y su 'número dos' siguen detenidos.

El presidente chino, Xi Jingping, ha ordenado que no se escatimen esfuerzos en las tareas de rescate y el primer ministro, Li Keqiang, se desplazó hasta el lugar del naufragio para supervisar las labores.

Para leer más