Actualizado 10/11/2017 02:00 CET

Un bloguero condenado a muerte por apostasía en Mauritania será liberado tras la reducción de su sentencia

MADRID, 10 Nov. (EUROPA PRESS) -

Un tribunal de apelaciones de Mauritania ha reducido este jueves a dos años de cárcel la sentencia de muerte emitida en 2014 contra el bloguero Mohamed Uld Mjeitir por apostasía, según ha informado el diario local 'Essirage'.

La decisión del tribunal implica que Uld Mjeitir será puesto en libertad, debido a que lleva más de dos años detenido en el marco del proceso contra él. El bloguero tendrá que pagar una multa de 60.000 ouguiyas (cerca de 145 euros).

La Fiscalía ha anunciado inmediatamente que apelará la decisión ante el Tribunal Supremo, resaltando que la acusación fue respaldada por destacados líderes religiosos y en línea con la 'sharia'.

El fallo del tribunal de apelaciones ha llegado un día después de que se iniciaran las vistas para revisar su caso, en medio de manifestaciones en la capital, Nuakchot, y la localidad de Nuadibú para reclamar la ejecución del bloguero.

El bloguero fue sentenciado a muerte por un texto que publicó en su blog sobre el Islam y la discriminación racial. El artículo no gustó en Mauritania, un país con profundas divisiones sociales y raciales, y fue juzgado por apostasía y sentenciado a pena de muerte a pesar de haber mostrado su arrepentimiento y de asegurar que su artículo fue malinterpretado.

El post parece ser el primero que publicaba, según el grupo de Derechos Humanos Freedom Now, con sede en Estados Unidos, y afirma en su página web que antes de ser detenido no era ningún activista, sino que trabajaba como ingeniero para una compañía minera. ONG como Amnistía Internacional y Reporteros Sin Fronteras han hecho campaña para que se perdone y se libere a Uld Mjeitir.

La breve publicación del texto derivó en que miles de personas saliesen a la calle para protestar por lo que consideraban una blasfemia contra un símbolo del Islam. Líderes religiosos y políticos también se habían pronunciado para reclamar una pena "ejemplar".

El autor del artículo, sin embargo, ha defendido durante el proceso judicial que no pretendía blasfemar, sino que sólo quería denunciar la "desigualdad" que, en su opinión, sigue existiendo hoy en día en la sociedad mauritana y que es heredera de los orígenes del Islam.

Para leer más