Actualizado 06/03/2021 21:47 CET

Castex promete acelerar el proceso de vacunación en Francia ante la aparición de nuevas variantes

El primer ministro de Francia, Jean Castex
El primer ministro de Francia, Jean Castex - Sadak Souici/Le Pictorium Agency / DPA

MADRID, 6 Mar. (EUROPA PRESS) -

El primer ministro de Francia, Jean Castex, ha asegurado este sábado que el Gobierno francés hará "todo lo posible" para garantizar lo antes posible las vacunas a la población dada la aparición de nuevas variantes de coronavirus, más contagiosas.

"Nos enfrentamos a un mes, un mes y medio, dos meses muy sensibles" por las variantes del coronavirus", ha explicado el primer ministro durante una visita con restauradores en Saint-Éloi.

En cuanto a la reapertura de la hostelería, todavía por definir, el primer ministro ha declarado su intención de estar preparados para el día en que "podamos apretar el botón" de la reapertura, ha hecho saber en declaraciones recogidas por 'Le Figaro'.

Cuestionado por el presidente de la comunidad urbana de Guéret, Eric Correia, sobre la intermitente apertura de los centros de entretenimiento, Castex invitó a la población "a darse un paseo por Alemania e Italia para ver lo que les compensa".

Por su parte, el ministro Sanidad, Olivier Véran, ha destacado que este sábado se ha vacunado a 220.000 personas, más del doble que el sábado pasado, después de que el viernes se lograra la cifra récord de 250.000 inoculaciones.

Solo en la región de París hay más de un centenar de centros de vacunación por los que han pasado mayores de 75 años, más propensos a desarrollar formas graves de la enfermedad. El objetivo del Gobierno es lograr 10 millones de primeras inyecciones para mediados de abril, 20 millones para mediados de mayo y 30 millones para verano. Actualmente son menos de 3,4 millones de franceses los que han recibido al menos una dosis.

Sobre las cifras de afectados, las autoridades sanitarias francesas han informado este viernes de 23.507 nuevos casos de coronavirus y de 239 muertes confirmadas a causa de la enfermedad en las últimas 24 horas.

En total, 88.100 personas han perdido la vida a causa de la COVID-19 en Francia, que suma ya 3.859.102 casos acumulados. El parte del viernes del Ministerio de Salud detalla también que 24.765 personas siguen ingresadas por culpa de la enfermedad, 1.397 en las últimas 24 horas.

El número de pacientes en las unidades de cuidados intensivos es de 3.680, unas cifras que parecen haberse estabilizado tras varios días de subidas y que se mantienen alejadas de las que se registraron durante el pico de la segunda ola durante el otoño pasado, con 4.900 pacientes y, sobre todo, de la primera ola en la primavera de 2020, con 7.000 aproximadamente.

Para leer más