Publicado 04/03/2021 03:29CET

EEUU se opone "firmemente" a la investigación del TPI por crímenes de guerra en los Territorios Palestinos

Soldados israelíes hacen guardia mientras las excavadoras se preparan para destruir una casa palestina en Cisjordania
Soldados israelíes hacen guardia mientras las excavadoras se preparan para destruir una casa palestina en Cisjordania - Mosab Shawer/APA Images via ZUMA / DPA

MADRID, 4 Mar. (EUROPA PRESS) -

El Departamento de Estados de Estados Unidos ha manifestado este miércoles que el país se opone "firmemente" y está "profundamente decepcionado" por la decisión del Tribunal Penal Internacional (TPI) de abrir una investigación por los presuntos crímenes cometidos en los Territorios Palestinos.

Según ha considerado el secretario de Estado, Antony Blinken, en un comunicado, el TPI "no tiene jurisdicción sobre este asunto", ya que Israel no forma parte del TPI y no ha dado su consentimiento a la jurisdicción del tribunal.

Blinken ha asegurado que tienen "serias preocupaciones sobre los intentos del TPI de ejercer su jurisdicción sobre el personal israelí".

"Los palestinos no califican como un estado soberano y, por lo tanto, no están calificados para obtener membresía como estado, participar como estado o delegar jurisdicción en el TPI", ha agregado.

La Autoridad Palestina recurrió al TPI para que determinase si Israel ha cometido crímenes de guerra y la Fiscalía del TPI ya había considerado en una primera evaluación que hay indicios suficientes para abrir una investigación formal. Sin embargo, no fue hasta el 5 de febrero cuando los jueces --sin entrar a valorar las acusaciones-- aclararon las dudas en materia de competencia.

La corte de La Haya a principios de febrero a posibles evaluaciones sobre la situación en Cisjordania y la Franja de Gaza.

La Fiscalía, ahora ya con las garantías sobre la jurisdicción del TPI, ha confirmado el inicio de una investigación sobre los presuntos abusos cometidos desde junio de 2014, después de cinco años de pesquisas preliminares. Lo hace prometiendo que examinará el caso de forma "independiente, imparcial y objetiva", en aparente respuesta a las dudas suscitadas en Israel y en otros países como Estados Unidos.

"JURISDICCIÓN LIMITADA"

Ante esta decisión, Estados Unidos ha reconocido el "papel que pueden desempeñar los tribunales internacionales como el TPI, dentro de sus respectivos mandatos", pero ha recordado que este tribunal fue establecido "con una jurisdicción limitada".

Asimismo, Blinken ha agregado en su escrito que Washington cree en un "futuro pacífico, seguro y más próspero para la gente del Oriente Próximo", y esto depende de "la construcción de puentes y la creación de nuevas vías para el diálogo y el intercambio, no acciones judiciales unilaterales que exacerben las tensiones y socaven los esfuerzos para avanzar en las negociaciones para una solución de dos estados".

Ante esto, "continuaremos manteniendo nuestro firme compromiso con Israel y su seguridad, incluso oponiéndonos a las acciones que buscan atacar a Israel injustamente".

Por su parte, el primer ministro de Israel, Benjamin Netanyahu, ha dejado claro que, para él, toda esta investigación es "puro antisemitismo". "Se ha decidido que nuestros valientes soldados que luchan contra los crueles terroristas son en realidad los terroristas", ha lamentado, según 'The Jerusalem Post'.

Para leer más