Actualizado 17/06/2020 17:17

EEUU sanciona a Al Assad y a su mujer en el marco de una nueva campaña para asfixiar al régimen de Siria

Bashar al Assad
Bashar al Assad - -/SANA/dpa - Archivo

Pompeo promete que las sanciones continuarán hasta que el régimen cese la guerra y acceda a una "solución política"

MADRID, 17 (EUROPA PRESS)

El Gobierno estadounidense ha anunciado este miércoles sanciones contra el presidente sirio, Bashar al Assad, y contra su mujer en el marco de "una nueva campaña sostenida de presión política y económica" para privar al régimen de los ingresos y el apoyo que le permiten "mantener la guerra y cometer atrocidades masivas contra los sirios".

En un comunicado, el secretario de Estado, Mike Pompeo, ha indicado que el Departamento de Estado y el del Tesoro han sancionado a 39 personas y entidades en virtud de la nueva 'Ley César', que ha entrado en vigor este miércoles tras haber sido ratificada por el presidente, Donald Trump, el pasado mes de diciembre.

"Estamos designando al arquitecto de este sufrimiento, Bashar al Assad, y a su mujer, Asma", ha indicado, precisando que también figura entre los sancionados Maher al Assad, hermano del mandatario, y la Cuarta División del Ejército sirio que este comanda.

"Continuaremos esta campaña en las próximas semanas y meses contra personas y negocios que apoyen al régimen de Al Assad y obstruyan una solución política y pacífica al conflicto", ha prometido Pompeo, asegurando que las sanciones no cesarán "hasta que Al Assad y su régimen cesen su brutal e innecesaria guerra contra los sirios" y accedan a una "solución política".

"Desde hoy, las sanciones previstas en virtud de la 'Ley César' están plenamente en vigor. Cualquiera que haga negocios con el régimen de Al Assad, no importa en qué lugar del mundo esté, está potencialmente expuesto a restricciones de viaje y sanciones financieras", ha prevenido, antes de subrayar que tanto el régimen como quienes le apoyan tienen "una simple elección: dar pasos irreversibles hacia una solución política duradera" o "enfrentarse a nuevas sanciones devastadoras".

Por su parte, la portavoz de la Casa Blanca ha sostenido en un comunicado que las sanciones aprobadas "envían un claro mensaje de que ninguna persona o empresa debería entablar negocios o enriquecer a un régimen tan vil" como el de Al Assad, al tiempo que ha recalcado que lo que se busca es que el mandatario rinda cuentas. "No están dirigidas contra el pueblo sirio", ha recalcado.

COMPROMISO CON UNA SOLUCIÓN POLÍTICA

Asimismo, ha asegurado que la Administración Trump está "comprometida con una solución política duradera". "El régimen de Al Assad y sus patrones", en referencia a Rusia e Irán, "deben reconocer que una solución política es el único mecanismo viable para poner fin pacíficamente al conflicto sirio".

Entre los sancionados de este miércoles figura también el empresario Mohamed Hamso, como "financiador de estas atrocidades", sus hijos Ahmad Sabir, Amr y Alí, así como Bushra al Assad, hermana del presidente y casada con el jefe del Estado Mayor de las Fuerzas Armadas, y Manal al Assad, mujer de Maher.

Muchas de las personas y empresas sancionadas hoy "han desempeñado un papel clave a la hora de obstruir una solución política pacífica al conflicto", ha defendido el jefe de la diplomacia estadounidense. "Otros han ayudado y financiado las atrocidades del régimen contra los sirios mientras que se enriquecían ellos mismos y sus familias", ha añadido.

Pompeo ha llamado la atención sobre la inclusión por primera vez de la mujer del presidente quien, "con el apoyo de su marido y miembros de su familia Akhras se ha convertido en una de las personas que más se ha aprovechado de la guerra".

DENUNCIA LAS ATROCIDADES DEL RÉGIMEN

Durante los más de nueve años de guerra, el régimen sirio ha "cometido innumerables atrocidades, algunas de las cuales están al nivel de crímenes de guerra y crímenes contra la Humanidad, que incluyen asesinatos, tortura, desapariciones forzosas y uso de armas químicas", ha denunciado Pompeo, subrayando que más de medio millón de personas han muerto y otros 11 millones se han visto desplazadas.

Mientras el régimen "derrocha decenas de millones de dólares cada mes para financiar la guerra", la crisis humanitaria se agrava y el conflicto impide hacer llegar asistencia a quienes lo necesitan, ha lamentado el secretario de Estado, expresando el compromiso de Estados Unidos de trabajar con la ONU y otros socios internacionales para hacer llegar ayuda a los sirios que "sufren a manos del régimen de Al Assad".

En este sentido, ha sostenido que Estados Unidos es el principal donante humanitario para Siria y que la nueva ley "no tiene como objetivo la asistencia humanitaria ni obstaculiza las actividades de estabilización en el noreste" del país en curso. "Continuaremos nuestra asistencia humanitaria a través de nuestros varios socios internacionales y sirios, incluso en zonas bajo control del régimen", ha asegurado Pompeo.

Más información