Actualizado 17/03/2022 08:03

HRW pide a Ucrania que deje de publicar vídeos en redes sociales de soldados rusos prisioneros

Soldados ucranianos en Leópolis
Soldados ucranianos en Leópolis - Bryan Smith/ZUMA Press Wire/dpa

Sigue en directo las últimas noticias sobre la guerra en Ucrania

MADRID, 17 Mar. (EUROPA PRESS) -

La ONG Human Rights Watch (HRW) ha pedido a las autoridades ucranianas que dejen de publicar vídeos en redes sociales de soldados rusos capturados que son humillados e intimidados y ha advertido de que estas acciones representan una violación de la Convención de Ginebra.

"La obligación de proteger a los prisioneros de guerra para que no sean objeto de la curiosidad pública, así como protegerlos de la intimidación o la humillación, es parte del requisito más amplio de garantizar su trato humano y proteger a sus familias de cualquier daño", ha dicho la asesora legal de HRW, Aisling Reidy.

La ONG ha denunciado que el Servicio de Seguridad de Ucrania (SBU), el principal brazo de seguridad del Gobierno ucraniano, tiene una cuenta de Telegram con más de 868.000 suscriptores en la que se publican vídeos de soldados rusos capturados. En ellos, muchas veces aparecen sus nombres y su información personal.

Las grabaciones aparecen también en sus páginas de Facebook, Twitter, YouTube e Instagram. Además, un canal de Telegram aparentemente administrado por el Ministerio del Interior, con más de 847.000 suscriptores, hace lo mismo y tiene un sitio web afiliado y un canal de YouTube.

"Las plataformas de redes sociales también deben aclarar si los videos de prisioneros de guerra se incluyen en sus políticas existentes y, de ser necesario, desarrollar nuevas políticas para identificar y suprimir la difusión de dicho contenido", ha pedido HRW en un informe.

La ONG ha señalado que las cuentas del Servicio de Seguridad han publicado docenas de vídeos de soldados rusos capturados en los que se encuentran atados y son interrogados. La mayoría muestran claramente las caras de los prisioneros.

Un video con 2,2 millones de visitas en el canal Telegram de SBU muestra a un soldado ruso capturado hablando por teléfono con su madre, y luego a otro prisionero de guerra que durante el interrogatorio da su nombre, fecha de nacimiento y detalles sobre su unidad militar, ha denunciado HRW.

"Las autoridades deben hacer todos los esfuerzos posibles para identificar y hacer rendir cuentas a cualquier persona que haya publicado imágenes y videos de prisioneros de guerra en sitios de redes sociales", ha zanjado.

Más información