Actualizado 09/08/2016 23:21 CET

Renzi admite que ha sido un "error" personalizar los resultados del referéndum constitucional

Matteo Renzi
Reuters

ROMA, 9 Ago. (Reuters/EP) -

El primer ministro italiano, Matteo Renzi, ha reconocido este martes que ha sido un "error" personalizar los resultado del referéndum sobre la propuesta del Gobierno para reformar la Constitución, ya que, de perder, le costarán el cargo.

"He cometido un error personalizando demasiado", ha dicho Renzi en un acto con simpatizantes del Partido Democrático (PD) en Módena. "No es la reforma constitucional de una sola persona, sino la que Italia necesita", ha esgrimido.

La Corte de Casación de Italia autorizó el lunes la consulta popular tras validar las más de 500.000 firmas entregadas para activar la Ley de Referendos, un proceso que le ha llevado un mes. "Vía libre", celebró en Twitter la ministra para la Reforma Constitucional, Maria Elena Boschi.

Ahora, el Gobierno tiene 60 días para fijar la fecha de la votación, que, según señalan los medios de comunicación, se celebraría entre octubre y noviembre. La oposición ha instado al Gobierno a revelar el día cuanto antes.

Con esta modificación de la Carta Magna, Renzi pretende reducir el número de congresistas, acabar con el equilibrio bicameral otorgando más poder a la Cámara de Diputados a costa del Senado, revisar la ordenación territorial y suprimir el Consejo Nacional de Economía y Trabajo (CNEL).

Renzi defiende que esta enmienda constitucional es necesaria para garantizar la estabilidad política. Situar el núcleo de poder en la cámara baja permitiría dar mayor seguridad al Gobierno y al primer ministro.

Pero paradojicamente este referéndum podría desencadenar un cambio de Gobierno anticipado, ya que, si gana el 'no', Renzi ha prometido abandonar el cargo. De momento, los sondeos arrojan una empate técnico entre las dos opciones.