Canarias, entre las comunidades más emprendedoras del país

Emprendedores
CEDIDA
Publicado 06/06/2016 14:02:38CET

SANTA CRUZ DE TENERIFE, 6 Jun. (EUROPA PRESS) -

Un 28,4 por ciento de los alumnos universitarios de Canarias quiere crear su propia empresa o negocio en los próximos años, casi diez puntos por encima de la media nacional (18,8%), lo que significa que los estudiantes canarios, junto con los de Madrid, son los más emprendedores de España, es decir, los que menos quieren ser funcionarios e iniciar una actividad de emprendeduría o innovación.

Así se desprende de la encuesta '... Y después de la universidad, ¿qué?', cuyos resultados han sido presentados este lunes en un desayuno informativo que contó con la participación de Urbano Medina, catedrático de Economía Financiera y Contabilidad de la Universidad de La Laguna; Josep Alfonso, director de la Fundación AXA, y Fernando Jáuregui, periodista y presidente de Educa2020.

Esta estudio está basado en más de 9.000 entrevistas, de las que se han considerado válidas 8.600 realizadas por Internet, por GAD3, a estudiantes de universidades y centros de Formación Profesional en toda España (unos 500 en Canarias) con el objetivo de conocer sus aspiraciones profesionales.

Has empezado o tienes pensado crear tu propio negocio en los próximos años es la pregunta central de este estudio. Con independencia del proyecto laboral del alumno en el medio-largo plazo, un 37,5 por ciento de los encuestados en las islas afirma que sí quiere emprender, frente al 26,8 por ciento nacional.

Esto explica que apenas un 11,8 por ciento de los estudiantes canarios quiere trabajar en la función pública, un porcentaje que contrasta con la media nacional (25,2%). Por detrás de los que quieren crear su empresa o negocio están los que quieren trabajar en una gran compañía (25,3%) y los que quieren trabajar en una pyme (7,7%) o continuar con el negocio familiar (2,5%). Además, un 1,6 por ciento quiere trabajar como autónomo o freelance

En todo caso, hay que destacar también nuevas vías de crecimiento profesional en el sector terciario, donde un 1,5 por ciento de los estudiantes canarios aspira a desarrollar su carrera: ONG, investigación científica, cultura, defensa, etcétera.

La iniciativa emprendedora varía según las ramas formativas. En Canarias, por ejemplo, un alumno de Ingeniería y Arquitectura tiende más a emprender que uno de Humanidades o de Ciencias.

Los estudiantes saben que pasarán la mayor parte de su vida trabajando y por eso también flexionan acerca de qué les gustaría idealmente en su futuro trabajo. Así, según este estudio, ser su propio jefe y viajar es lo que más valoran los estudiantes canarios encuestados, y trabajar en algo relacionado con sus estudios, lo que menos.

El sector preferido para desarrollar la carrera profesional difiere en función de la aspiración laboral del alumno. En las islas, Industria y Construcción; Comercio; Marketing, Publicidad y Diseño, y Servicios Profesionales y Consultoría son los sectores ideales para emprender. Por contra, el sector de la Hostelería y el sector Agroindustrial son los menos atrayentes.

En cuanto a la dificultades para emprender en Canarias, la falta de financiación (73,1%) es el principal obstáculo para poner en marcha una empresa o negocio, seguido de las trabas administrativas (35,5%), fiscalidad (20,6%), falta de conocimientos (16,6%) o falta de apoyo familiar (2,4%).

RESULTADOS SIMILARES

Tras la presentación, Urbano Medina, catedrático de Economía Financiera y Contabilidad de la ULL, comentó que los resultados de esta encuesta coinciden con otros trabajos similares, que también plantean que Canarias está entre las comunidades más emprendedoras.

En su opinión, este hecho se debe, por un lado, a la crisis económica, que ha impuesto una "restricción tremenda" para entrar en la administración pública; y por otro, al auge del turismo de los últimos años y a las oportunidades laborales de las actividades vinculadas a este sector.

A nivel personal, indicó que en sus clases sigue viendo entre los estudiantes la idea de trabajar en la función pública porque "está metido en su ADN", principalmente por cuestiones familiares. En cualquier caso, destacó que el emprendimiento "está de moda", pues se está fomentando desde las instituciones y la propia universidad.

Ramón Jáuregui, por su parte, señaló que esta encuesta ha demostrado que las diferencias de las comunidades autónomas se están acentuando, reflejando que algunas, como Extremadura, se están quedando atrás en cuanto a la iniciativa emprendedora. Dijo que también refleja un cambio de tendencia en las familias, en el sentido de que ya los padres no dicen tanto a sus hijos lo que tienen que estudiar o en qué trabajar.

Al mismo tiempo, resaltó que a pesar de que existe un alto porcentaje de estudiantes que quieren crear su propia empresa o negocio, el fracaso emprendedor es muy elevado. De hecho, hizo referencia a otro estudio dedicado a 200 empresas que demostró que el 70% de ellas fracasaron, si bien la mayor parte volvió a emprender.

A este respecto, el catedrático Urbano Medina habló del fuerte miedo al fracaso que existe en España, si bien apuntó que el fracaso al final es una enseñanza y, a veces, hasta bueno. A su vez, se hizo hincapié en que el 70-80 por ciento de las profesiones que van a ejercer los estudiantes todavía no se han inventado.

Además, hay que tener en cuenta las expectativas y la facilidad para montar un negocio en nuestro país. En este sentido, Ramón Jáuregui señaló que hay estadísticas que dicen que montar una empresa en España es más complicado que hacerlo en la Franja de Gaza, entre otros motivos, por la existencia de 17 legislaciones distintas, una por cada Comunidad Autónoma.