Publicado 12/09/2016 17:51CET

Grupo Antolín fabricará los paneles de puerta del Dodge RAM

MADRID, 12 Sep. (EUROPA PRESS) -

Grupo Antolin ha sido elegido por Fiat Chrysler para fabricar los paneles de puerta del Dodge RAM, uno de los vehículos más populares en Estados Unidos. Se estima una producción que superará los 400.000 vehículos anuales, informó el Grupo Antolin.

Se trata del mayor pedido en la historia de la compañía. Para hacer frente a este proyecto, Grupo Antolin planea importantes inversiones en Estados Unidos.

El pasado 31 de agosto se cumplió un año del cierre de la adquisición de la división de interiores de Magna por parte de Grupo Antolin. Tras esta operación, la compañía se ha convertido en uno de los principales proveedores para el interior del automóvil con una plantilla de más de 28.000 personas en 161 fábricas en 26 países.

Esta operación ha ampliado el portfolio de productos de la compañía, así como sus capacidades industriales en países claves para el mercado de la automoción como Estados Unidos, Alemania, Inglaterra o China, entre otros. Esta combinación ha permitido optar a proyectos de mayor dimensión, caso del contrato con Fiat Chrysler.

Otro de los aspectos positivos de la operación ha sido la buena acogida por parte de los clientes. De esta forma, en este periodo de tiempo, Grupo Antolin ha recibido más de una docena de pedidos para la unidad de Cockpits and Consoles.

En el periodo entre el 1 de abril y el 30 de junio de este año, la compañía registró unas ventas de 1.379 millones de euros, lo que supone un incremento del 95%. Si se excluyen los ingresos generados por la nueva unidad de negocio de paneles de instrumentos, el crecimiento habría sido de un 9,4%.

El incremento de las ventas se debió al buen resultado de los productos de la compañía en prácticamente todas sus unidades de negocio y territorios. En este sentido, cabe destacar que las nuevas fábricas abiertas en el último año ya generaron 27 millones en este segundo trimestre.

El aumento de las ventas debido a la integración de la división de interiores de Magna, el mantenimiento de los costes fijos y una ligera reducción de los costes variables han permitido el crecimiento del Ebitda y el Ebit de la compañía. En el segundo trimestre, estas magnitudes se situaron en 157,3 y 113 millones, respectivamente.