Actualizado 03/07/2014 16:30

Alcalde de Brunete niega "favores personales" a edil de UPyD y no dimitirá porque "no tiene nada que ocultar"

BRUNETE, 3 Jul. (EUROPA PRESS) -

El alcalde de Brunete (Madrid), Borja Gutiérrez (PP), ha negado este jueves que haya hecho algún tipo de "favor personal" a la edil de UPyD de su municipio Maria Isabel Cotrina y asegura que no se ha planteado dimitir porque "no tiene nada que ocultar" y considera que no ha incurrido en ninguna irregularidad.

Así se ha manifestado este jueves en una rueda de prensa convocada con carácter urgente después de que el diario 'El Mundo' haya publicado que el regidor había intentado "comprar" a la concejala del grupo magenta a cambio de recibir su apoyo a la hora de gobernar el municipio.

"Un político honesto sólo puede dimitir si el pueblo le da la espalda, es decir, si en las votaciones no sale elegido. Me debo a mi partido y al municipio pero en cualquier caso no me he planteado dimitir", ha indicado el regidor preguntado por si pensaba dejar su puesto.

En este punto, ha apuntado que no ha hecho "nada" que no se haga en los ayuntamientos, independientemente de que se gobierne en mayoría o en minoría, y que es la "negociación política" porque "lo ideal" de gobierno en democracia es que "todo salga con el mayor apoyo posible". "Y es lo que venimos haciendo", ha sostenido.

"AMO A BRUNETE POR ENCIMA DE TODO"

Gutiérrez ha comenzado su intervención explicando que llegó al Ayuntamiento hace tres años cuando decidió hacer un "paréntesis en la empresa privada" --es ingeniero-- para dedicarse "a ayudar al pueblo de Brunete", al que, ha dicho "ama" con todo su "corazón por encima de todo". Su objetivo, ha añadido, era dedicarse al municipio "en cuerpo y alma con el único objetivo de tratar de mejorarlo".

Tras insistir en que no tiene "nada que ocultar", ha indicado que la información que le acusa de querer "comprar" a la edil está basada en una "conversación privada". En este punto, ha matizado que era una reunión que le solicitó la concejala de UPyD y que ha sido "descontextualizada" al no producirse "en la totalidad" y utilizando algunos "fragmentos inconexos".

En segundo lugar, ha indicado que es "rotundamente falso" que se le haya ofrecido a la edil un 10 por ciento de los contratos adjudicados. "Es falso e imposible porque la mesa de contratación de todos los contratos mayores y menores la forman funcionarios habilitados nacionales y este alcalde, además, no es integrante de las mesas de contratación, por lo que no tiene capacidad alguna de decisión", ha dicho.

Es más, ha añadido, que por el contrario, los grupos políticos de la oposición sí que tienen capacidad de decisión en este sentido "en tanto que forma parte" de la misma y "tienen la mayoría política para decidir las empresas adjudicatarias de cada contrato". "Ya de entrada, esto parte de una falta de credibilidad absoluta", ha insistido.

NO HA HABIDO FAVORES PERSONALES

Asimismo, ha indicado que no tiene "ninguna constancia" de que se haya realizado "ningún favor personal" ni a ella ni a ningún concejal de la oposición, "tal y como se ha insinuado torticeramente en torno a la crisis interna del PSOE de Brunete".

En este sentido, se ha referido a la crisis que vive esta formación después de que recientemente el PSOE expulsara a una concejal, "como viene siendo una tónica general en los últimos años", ha dicho, especificando que se ha echado ya a tres personas.

"Esta concejal ha sido expulsada por la formación, según ha comunicado ella a la Secretaría Municipal y al Equipo de Gobierno, por votar a favor de una moción del PP impuesta por el Ministerio en cuanto a la mejora de las condiciones del crédito ICO de los 8.000 ayuntamientos de España", ha explicado.

Se trataba de una moción que "curiosamente unos días antes" había llevado el PSOE de una manera "muy parecida a la redacción final" del documento. "Ella, según nos dice, haciendo uso de ese razonamiento no podía votar en contra de algo que unos días antes había llevado a pleno el partido y la expulsaron", ha declarado el alcalde, quien ha subrayado que, por tanto, se trata de una "crisis exógena al PP y al equipo de Gobierno".

Gutiérrez también ha dicho que se demuestra que no ha habido "favores personales" porque "casi el cien por cien" de las mociones presentadas a lo largo de estos años, "UPyD ha votado en contra" mientras que con "el resto de grupos políticos" sí que han "podido encontrar o llegar a puntos de encuentros".

SIN INTERMEDIARIOS

En la misma dirección, ha asegurado que "jamás" ha enviado a "ningún intermediario ni a concejales" de su gobierno "para negociar nada" con esta mujer y que las diferentes reuniones que ha habido para llegar a acuerdos políticos las ha mantenido él en persona. "Somos un pueblo de 10.000 habitantes, hay un mayor acceso entre todos y conocimiento, nos vemos en muchos casos por las calles", ha dicho.

Preguntado, de nuevo, por los favores personales, ha vuelto a negar la mayor y ha dicho que esto no quita que si puede ayudar algún vecino "dentro de su competencia siempre" estará dispuesto, pero no "económicamente", ha matizado, puesto que ha dicho que su sueldo no llega a los 25.000 euros netos anuales. "Difícilmente puedo sostener mi casa para ayudar económicamente a nadie", ha apostillado.

También ha explicado la situación de la tercera Tenencia de Alcaldía, que dejó abierta, ha dicho, "por si alcanzaban un acuerdo de estabilidad estable con cualquier grupo políticos".

El alcalde ha sugerido que estas noticias se dan a conocer en un "momento concreto" aprovechando la reciente crisis interna del PSOE de Brunete y "buscando una vinculación torticera entre ambos acontecimientos". Así, ha dicho que la supuesta conversación privada llevaba guardada "más de dos años" para ser "utilizada en el momento político" que más daño podía hacer al PP.

El alcalde ha indicado que se reserva el ejercicio de cuantas acciones judiciales "de cualquier índole" pueda llevar a cabo "en defensa de su honor" y el de sus compañeros "con el objetivo de mantener inalterable la ejecución de su proyecto en defensa del interés general de los brunetenses". "No voy a permitir que nadie dude de mi honestidad en el desarrollo de mi proyecto político", ha concluido.

Más información