España desplegará en Turquía una batería de misiles y 130 militares

Actualizado 17/09/2014 20:22:46 CET
Pedro Morenés
Foto: EUROPA PRESS

La participación española en la lucha contra el Estado Islámico podrá ir desde transporte y asesoramiento hasta envío de armas a Irak

   MADRID, 17 Sep. (EUROPA PRESS) -

   España desplegará a partir de enero del próximo año en Turquía una batería antiaérea de misiles 'Patriot' como parte del dispositivo defensivo que la OTAN puso en marcha en 2013 para proteger a la población civil de este país ante posibles ataques provenientes de la frontera sur con Irak y Siria.

   Según ha explicado el ministro de Defensa, Pedro Morenés, durante su comparecencia en la Comisión de Defensa del Congreso, en el marco de las operaciones temporales que mantiene desplegada la OTAN, España tomará el relevo de Países Bajos en este dispositivo en Turquía enviando unidades similares a las que mantienen otros países como Alemania y Estados Unidos.

   Así, España contribuirá a partir de finales de enero de 2015 con baterías antiaéreas de misiles defensivos 'Patriot', que se situarán en Adana (suroeste de Turquía), así como un contingente formado por 130 militares con el objetivo de garantizar la protección de la población civil turca "de un posible ataque aéreo o con misiles balísticos ante las amenazas provenientes de su frontera sur".

   Esta contribución forma parte de las operaciones temporales que tiene puestas en marcha la Alianza Atlántica, por lo que no tiene nada que ver con la ofensiva que está preparando la coalición internacional liderada por Estados Unidos para luchar contra el grupo yihadista Estado Islámico, que precisamente actúa en Irak y Siria.

   En esta coalición, ha explicado el ministro, la participación de España podrá consistir en labores de transporte y cesión de bases, asesoramiento y formación de efectivos o envíos de material letal y no letal al "Gobierno legítimo de Irak", lo que abarca desde chalecos antibalas y cascos hasta armas.

PAPEL DE ESPAÑA

   Morenés ha defendido que España ha estado comprometida desde el primer momento con esta coalición, aunque no participara en la reunión preparatoria de la misma en la última Cumbre de la OTAN en Gales, celebrada los pasados 4 y 5 de septiembre.

   Así, ha explicado que en este primer encuentro sólo participaron los países que "unilateralmente" ya habían llevado adelante alguna iniciativa contra el Estado Islámico y que la primera reunión de la coalición como tal fue la que tuvo lugar el pasado lunes en París, a la que asistió el ministro de Asuntos Exteriores y de Cooperación, José Manuel García-Margallo.

   De este modo lo ha indicado el ministro ante las críticas del portavoz del Grupo Socialista, Diego López Garrido, quien ha reprochado la "carencia alarmante de liderazgo político" que, a su juicio, ha mostrado el Gobierno en este asunto del Estado Islámico, algo que considera que se ha producido por una "política exterior que se ha difuminado en los últimos años" y que irremediablemente afecta a la política de defensa.

   Morenés ha contestado que en la reunión de Gales aún no se había formado la coalición contra el Estado Islámico y ha pedido que no se acuse al Ejecutivo de perder "peso internacional" porque es, en su opinión, el portavoz socialista el que "sabe mucho mejor" el portavoz socialista, en referencia a su etapa en el Gobierno socialista de José Luis Rodríguez Zapatero.

UN GENERAL Y SIETE OFICIALES EN TAMPA

   El ministro de Defensa ha explicado que la coalición internacional contra el Estado Islámico está todavía "en fase embrionaria" y que, por lo tanto, aún se tienen que definir las "necesidades, responsabilidades o aportaciones" de cada país.

   No obstante, ha subrayado que España está participando en el "proceso de planteamiento de operaciones" situado en el Mando Central de Estados Unidos, en la ciudad de Tampa (Florida), donde trabajan un general y siete oficiales españoles junto con representantes de otros 48 países para "establecer y coordinar las opciones de apoyo a la coalición".

   En todo caso, ha remarcado que España contribuirá en campos en los que sus "capacidades y experiencia pudieran ser especialmente útiles" y actuará "evidentemente cumpliendo la legalidad internacional", después de que López Garrido y el diputado de la Izquierda Plural (IU-ICV-CHA) Joan Josep Nuet remarcaran esta petición.

"PLAN DE CAMPAÑA MILITAR"

   Para Nuet, los planteamientos explicados por Morenés de cara a la participación de España contra el Estado Islámico son un "verdadero plan de campaña militar" que "da miedo" y lo ha achacado a una "justificación para una nueva intervención" en Irak. "Los del PP tienen una espinita clavada y siguen erre que erre queriendo participar en ese conflicto", ha señalado.

   El ministro ha insistido en que el Gobierno tiene el "compromiso de garantizar la seguridad y la defensa" a los españoles y sus socios y aliados para reforzar las libertades y el modelo de vida occidental. "Estamos convencidos de que los principios y valores que lo sustentan son los correctos y adecuados y por ello estamos dispuestos a defenderlos de las amenazas totalitarias y del fanatismo", ha manifestado.

   Por su parte, los portavoces de CiU y PNV, Jordi Xuclà y Joseba Agirretxea, respectivamente, han coincidido en pedir que, en caso de que la coalición decida el envío de armas a Irak, éstas lleguen también a la región del Kurdistán, en el norte, donde el Estado Islámico concentra gran parte de sus ataques. Sin embargo, el ministro se ha referido en todo momento al "Gobierno legítimo de Irak", en referencia al Ejecutivo central de Bagdad.

Para leer más