Piden 8 años de prisión para un español de origen palestino que se hizo yihadista e intentó dos veces unirse a DAESH

Sede de la Audiencia Nacional de la calle Génova
Europa Press - Archivo
Publicado 07/10/2018 10:59:33CET

MADRID, 7 Oct. (EUROPA PRESS) -

La Sección Primera de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional juzgará el próximo miércoles 10 de octubre a un español de origen palestino para quien el fiscal pide 8 años de prisión por haberse hecho yihadista en un proceso paulatino de auto adoctrinamiento y haber intentado hasta en dos ocasiones unirse en Siria a las filas del Estado Islámico.

Se trata de Muthanna Z., de 40 años de edad y nacido en Jenín aunque con nacionalidad española, que residía en Gran Canaria. Fue detenido en julio de 2016 en la población turca de Kills, zona de paso habitual para los extranjeros que se unen al DAESH entrando en Siria a pie desde Turquía.

En aquel momento fue detenido por la policía turca y expulsado a España por atentar contra el orden público y cuando llegó, llevaba encima 2.000 euros en billetes de cincuenta y una pequeña cantidad de divisa de Turquía.

Sin embargo, lo volvió a intentar cuatro meses después. Fue sorprendido en noviembre de 2016 en el Aeropuerto de Aman, en Jordania, otro país fronterizo con Siria desde donde a priori, es factible cruzar al país. El fiscal sostiene que esa era su intención, acceder para unirse a las filas del DAESH.

Le estaban investigando desde noviembre de 2015 por su actividad en internet. Muthanna utilizaba un locutorio de Las Palmas de Gran Canaria para consultar a diario material audiovisual emitido en internet por entidades al servicio de la organización terrorista, que después revisaba también en su móvil.

LLEVABA AL MENOS UN AÑO CONSUMIENDO PROPAGANDA

El fiscal le acusa de haberse ido adoctrinando paulatinamente desde entonces y hasta el momento en que dio el paso de viajar. Los investigadores habían acreditado la visita de multitud de vídeos de youtube que apuntarían a un proceso de auto radicalización y mostrarían su intención de ser combatiente en Siria.

Entre otras búsquedas, el acusado seleccionaba en youtube contenidos relacionados con "las mejores operaciones del Estado Islámico" o "las últimas" que este grupo terrorista había visitado, como un ataque a Al Safira con un misil o la captura de 93 personas a cargo de estos yihadistas.

También navegó por webs de los yihadistas, incluidos sus 'boletines' resumiendo la actividad propagandísitica diaria de la organización, y se descargó contenidos tanto de la principal productora al servicio del DAESH, Al AMAQ, como de la radio que utilizan en streaming para propagar sus mensajes. Algunos de los vídeos que se bajaba los tenía descargados en su móvil y almacenados en un pen drive, como descubieron los investigadores cuando le fueron incautados.

La Fiscalía pide para él 4 años de cárcel por el delito de haberse auto adoctrinado y otros cuatro por los viajes frustrados para unirse al DAESH, entendiendo que habría incurrido en un delito de traslado a zona controlada por organización terrorista.

Contador