Los Reyes presidieron el segundo aniversario de la Fundación de la Diputación de la Grandeza de España

Publicado 17/06/2015 8:18:00CET
Jose Oliva Garcia
JOSE OLIVA GARCIA/ EUROPA PRESS

MADRID, 17 Jun. (CHANCE) -

El pasado martes los Reyes presidieron en el Palacio de El Pardo el acto conmemorativo del segundo aniversario de la Fundación de la Diputación de la Grandeza de España, organismo que reúne a los 300 Grandes que todavía hoy hay en España.

LAS PALABRAS DEL REY ERAN MUY ESPERADAS TRAS HABERLE RETIRADO EL TITULO DE DUQUESA A SU HERMANA

Un acto en el que las palabras del Rey Felipe eran muy esperadas después de que días antes hubiera decidido retirar a su hermana el título de duquesa de Palma y no defraudó.

En su discurso, Don Felipe habló de la importancia de llevar con honor los títulos nobiliarios ya que en la España de hoy en día "estos nombres no comportan más que un gran honor; honor que implica responsabilidad y conlleva unas obligaciones para con vuestros antepasados, con vosotros mismos y con España", momento en el que todo el mundo pensó en el pulso mantenido con la Infanta Cristina unos días antes.

Por último, el Rey felicitó a la institución por el mérito de "haber mantenido su prestigio en una sociedad que ha vivido circunstancias de todo tipo en ese periodo de nuestra historia".

CINCO DE LOS SEIS HIJOS DE LA DUQUESA DE ALBA ESTUVIERON PRESENTES EN EL ACTO

Al acto acudieron todos los hijos de la duquesa de Alba excepto Jacobo Fitz-James Stuart, así pudimos ver a Alfonso Fitz-James Stuart, en su papel como decano de este organismo y a sus hermanos Carlos Fitz-James Stuart, Fernando, Cayetano y Eugenia Martínez de Irujo. También estuvieron presentes Fernando Falcó, Alicia Koplowitz, Javier Soto Fitz-James Stuart y Amalio de Marichalar, ex cuñado de la infanta Elena, entre otros.

ENTRE LAS FUNCIONES DE ESTE ORGANISMO ESTA LA DE ASESORAR AL REY SOBRE LA SUCESION Y REHABILITACION DE LOS TITULOS NOBILIARIOS

Entre las funciones de la Fundación de la Diputación de la Grandeza se encuentran la de asesorar al Rey sobre la sucesión y rehabilitación de los títulos nobiliarios, por lo que Don Felipe bien podría haber consultado al decano de la Diputación Permanente, Alfonso Martínez de Irujo o a alguno de sus miembros por todo lo relativo a la revocación del título a su hermana, habida cuenta de que era la primera vez que algo así sucedía en nuestra reciente democracia.

Para este acto, Doña Letizia lució un vestido con estampado floral y chaqueta coral, aunque lo más destacado de su vestuario fueron los zapatos de Magrit transparentes realizados en vinilo que ya utilizó en la comunión de la Princesa de Asturias Leonor y que tienen un precio de 270 euros.