Publicado 08/09/2020 20:56:07 +02:00CET

Sánchez lamenta el "suicidio" de un etarra en la cárcel y dice que Interior sigue la situación de "los presos vascos"

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, comparece ante el Pleno del Senado, tras el parón estival, en Madrid (España), a 8 de septiembre de 2020. Sánchez comparece a petición propia en la Cámara Alta
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, comparece ante el Pleno del Senado, tras el parón estival, en Madrid (España), a 8 de septiembre de 2020. Sánchez comparece a petición propia en la Cámara Alta - Jesús Hellín - Europa Press

MADRID, 8 Sep. (EUROPA PRESS) -

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha lamentado "profundamente" este martes el "suicidio" del etarra Igor González en la cárcel guipuzcoana de Martutene y ha garantizado que Instituciones Penitenciaria vigila la situación la situación de "los presos vascos".

De esta forma ha respondido Sánchez, en el Pleno del Senado, al representante de Bildu Gorka Elejabarrieta quien ha hecho mención a la muerte de este preso de la banda terrorista ETA durante su intervención y ha pedido al Gobierno actualizar la política penitenciaria de "excepción" que, a su juicio, se aplica en la actualidad.

El presidente ha comenzado lamentando "profundamente" el fallecimiento por "suicidio" del citado etarra y ha puesto de relieve que en España la cifra de este tipo de conductas está por debajo de la media europea si bien ha recalcado que "cualquier cifra por encima del 0" obliga al Gobierno a "seguir mejorando".

90 ACTUACIONES

Sánchez ha explicado que la legislación penitenciaria se basa en un sistema de tratamiento individualizado de cada recluso detallando que "el estudio individualizado de casos de presos vascos ha dado lugar a 90 actuaciones realizada por el Gobierno respecto de personas condenadas por terrorismo".

"El Gobierno, por tanto, actúa siempre en cumplimiento de la legalidad y la defensa de los Derechos Humanos", ha proclamado el jefe del Ejecutivo, incidiendo en que ningún reo forma parte de un colectivo "abstracto", sino que es atendido como alguien individual con su nombre y sus apellidos.

"Y el caso de Igor González fue un ejemplo de ello", ha apuntado Sánchez quien no ha querido terminar sin insistir en que este "desgraciado" suceso debe servir de "estímulo" para "mejorar" y sin dejar claro que la actuación de la autoridad penitenciaria ha sido la "correcta".

Contador