Sindicatos ven "insuficiente" subir al 100% la tasa de reposición de profesorado

Publicado 04/08/2015 19:00:37CET
Íñigo Méndez de Vigo
EUROPA PRESS

MADRID, 4 Ago. (EUROPA PRESS) -

El sindicato de profesores ANPE, la Federación de Enseñanza de CC.OO. y CSIF han valorado el aumento de la tasa de reposición del profesorado del 50 al 100% en el proyecto de ley de Presupuestos Generales del Estado para 2016, tal y como ha resaltado esta tarde el ministro de Educación, Cultura y Deportes, Íñigo Méndez de Vigo.

Desde ANPE, su portavoz Nicolás Fernández, ha subrayado a Europa Press que se trata de una "buena medida" y una reivindicación del sindicato de profesores que, con el paso del tiempo, puede dar estabilidad a las plantillas y a los centros, después de que durante tres años la tasa de resposición se situara en el 10% y en 2015 aumentase al 50%.

"Puede ser insuficiente. Los presupuestos no revierten los recortes emprendidos estos cuatro años y las medidas restrictivas de los decretos siguen en marcha, como los de cobertura de bajas de profesorado, el aumento de horarios lectivos y ratios", agrega.

Entre otros puntos, cree que siguen faltando partidas económicas destinadas a la formación profesorado. "Hay luces y sombras en estos Presupuestos, aunque suponen un punto de inflexión porque mejora la situación de años precedentes, que eran angustiosos", ha apostillado.

Por su parte, el secretario general de la Federación de Enseñanza de CC.OO, Francisco García, cree que se trata de "un primer paso" pero "insuficiente" porque al aumentar la tasa al 100% no se van a recuperar los 33.000 profesores que aproximadamente ha perdido la enseñanza pública desde 2012.

"El ministro nos dice que no se van a perder más pero no se van a recuperar los profesores perdidos. Lo que le voy a plantear es la puesta en marcha de un plan de puesta en marcha de empleo para recuperar al profesorado perdido y junto a ellos las medidas de atención a la diversidad", ha recalcado a Europa Press.

Desde la Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) celebran la medida aunque creen que se debe realizar un análisis de las plantillas y blindar los servicios esenciales para que no vuelva a ponerse en peligro el carácter público y la calidad de las prestaciones que reciben los ciudadanos.

Para leer más