Una interna de Villabona agrede a varias funcionarias y al Jefe de Servicios de la prisión

Actualizado 10/06/2009 20:44:16 CET

OVIEDO, 10 Jun. (EUROPA PRESS) -

Una interna del Módulo 10 del Centro Penitenciario de Villabona, que responde a las iniciales S. J. H., insultó y agredió el pasado lunes a las funcionarias de servicio y al Jefe de Servicios de la prisión, según informaron a Europa Press fuentes del penal asturiano.

Los hechos se produjeron a las 16.30 horas cuando la interna abandonó su celda para dirigirse al patio. En ese instante, S. J. H. insultó a las trabajadoras y las amenazó de muerte delante de otras internas. Cuando las funcionarias intentaron que depusiera su actitud, se abalanzó sobre ellas empujándolas y golpeando a una de ellas.

Personado el Jefe de Servicios en el departamento de mujeres, la interna continuó con los insultos y las amenazas intentando también agredirle, propinándole patadas y empujones, según las mismas fuentes del centro penitenciario.

S. J. H. tuvo que ser reducida y después de varios forcejeos fue esposada y trasladada por el Jefe de Servicios a la enfermería del centro. Tras ser reconocida por los médicos y en vista de que mantenía una actitud violenta y exaltada, se ordenó su aislamiento en una celda del departamento de Ingresos donde nuevamente tuvo que ser reducida y esposada al intentar agredir a los funcionarios y al Jefe de Servicios.

El periplo de esta interna continuó la misma noche del lunes al ser trasladada nuevamente al módulo de mujeres donde, en la mañana del martes, intentó suicidarse. Situación que fue abortada por las funcionarias con la colaboración de otras internas.

HISTORIAL DE PATOLOGÍAS PSIQUIÁTRICAS

S. J. H. presenta un amplio historial de patologías psiquiátricas y en las últimas semanas había protagonizado varios incidentes y agresiones a otras internas, funcionarias y dos Jefes de Servicio.

Según las mismas fuentes, la enfermería de Villabona no cuenta con instalaciones adecuadas para el internamiento y tratamiento de internos con estas patologías que solo cuentan con la atención de un especialista externo a la prisión; además, los más de 90 internos que se encuentran ingresados sobrepasan la capacidad operativa de la enfermería y varios internos con enfermedades graves debenpermanecer en los módulos "normales" de la prisión.

Desde la prisión se advierte también de que tampoco se producen traslados inmediatos a centros especializados de loscasos más graves.

En el informe anual correspondiente a 2008 de la fiscalía de Vigilancia Penitenciaria se reconoce que un 37 por ciento de los internos de la prisión asturiana, 1.648 en total, sufren patologías psiquiátricas; en los más de 200 expedientes abiertos a los internos por causas muy graves (amenazas, agresiones a trabajadores o a otros internos) se incluyen varios casos de internos con este tipo de patologías.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies