COMUNICADO: Únete a la revolución de la segunda mano

INFOCOMPUTER
INFOCOMPUTER
Actualizado 19/02/2018 9:39:39 CET

Cada vez más personas deciden comprar productos de segunda mano.

Madrid,19 de febrero de 2018.- Los productos de segunda mano están de moda. Hay millones de productos a precios realmente bajos esperándote. Uno de los sectores más demandado en los últimos años son los aparatos electrónicos. Todos sabemos que un ordenador, una Tablet o un teléfono móvil llega a durar años, depende del modelo y de uso obviamente. Hace algunos años ni siquiera nos habíamos planteado comprar un aparato ya usado anteriormente. Actualmente, podemos ahorrarnos mucho dinero comprando en segundamano. Échale un vistazo y anímate a comprar este tipo de productos, por ejemplo, encontrarás ordenadores sobremesa de segunda mano a precios que ni te imaginarás.

Muchos de los productos de segunda mano, como pasa con los coches y los ordenadores, están prácticamente nuevos cuando el propietario decide ponerlo en venta. Existen muchos productos prácticamente sin tocar que están en venta con precios mucho más bajos que los habituales.

Segunda mano, son todo beneficios

Cada día, los productos de segunda mano están más presentes en el mercado y en la economía de la sociedad. Acudir a los garajes antiguos, mercaditos o rastros está convirtiéndose en algo habitual en los últimos años.

No somos los pioneros de esta tendencia, pues en países como Alemania, Hungría, Finlandia o Suecia es algo bastante común desde hace décadas. La gente ha cambiado su visión del consumismo y lo demuestra reciclando cualquier tipo de producto, desde muebles, electrodomésticos y aparatos electrónicos; hasta ropa, zapatos, complementos y juguetes. A continuación, algunas ventajas de esta nueva tendencia:

1. Ahorrar más de la mitad de lo que cuesta originalmente

El motivo principal por el que la gente comienza a consumir productos de segunda mano es el precio. Casi todo lo que se vende en segunda mano está en plenas condiciones, no se venden productos en mal estado simplemente porque ya estén usados. Por ejemplo, en el are de productos electrónicos, puedes ahorrar la mitad de lo que realmente cuesta. Tu bolsillo se acostumbrará a esto muy rápidamente. Además, con ese ahorro, podrás comprar algo más o, en su defecto, meterlo en la hucha para cualquier otra cosa.

2. Te aseguran la calidad del producto

En casi todos los casos, los propietarios del producto dejan que los clientes comprueben si todo está en orden. Por lo que, normalmente no intentan vender productos en mal estado. Los usuarios van a comprobar si están en buen estado o no, antes de comprarlo.

En el caso de que la compra se efectúe vía online, también hay forma de saber si el producto está en buen estado. Si es una página web oficial de segunda mano que actúa como intermediaria, ellos seguramente se ocuparán de que el vendedor asegure la calidad de su producto. Además, es importante comprobar y analizar bien las fotos, fijándonos de que, si se trata de un aparato electrónico, éste se encuentre encendido y todo parezca funcionar bien.

3. Variedad a la hora de elegir

Existe una gran variedad de productos situados en un mismo lugar, donde podrás comparar diferentes marcas y precios. En el caso de EBay y Amazon, las dos páginas web más conocidas de compras online, usan esta metodología para que el cliente se sienta libre de elegir lo que desea y le transmita más confianza. Además, también puedes encontrar productos de segunda mano.

4. Productos exclusivos difíciles de conseguir

Hay productos que se están dejando de fabricar, a causa de la aparición de otros nuevos que son más demandados entre los consumidores. Este tipo de productos son más fáciles de conseguir en segunda mano, ya que antiguos propietarios deciden venderlos a un módico precio. Por ejemplo, actualmente con la revolución que ha habido los últimos años con los ordenadores, hay una alta demanda de ordenadores portátiles habiendo desplazado los clásicos de sobremesa. En páginas de segundamano como está te será muy fácil encontrarlo.

5. Existen productos de alto valor

Hay productos de un valor muy alto que ni siquiera los vendedores son conscientes. Reliquias como cuadros, esculturas o joyas, con algunos ejemplos de ello. Puede ser tu oportunidad para comprar el producto que siempre has querido a un bajo precio. También existen muchas marcas de coste muy elevado, que puedes encontrar a más de la mitad de precio en el mercado de segunda mano.

Ya depende de ti y tu olfato para descubrir estos chollos en el momento. La negociación también es parte del proceso de compra.

6. Potenciar el consumo responsable

Muchas veces desechamos productos en plenas condiciones porque ya nos hemos cansado o porque han salido modelos nuevos que queremos adquirir. Tirar ese producto a la basura es una gran irresponsabilidad, y más en la era auge del reciclaje. Comprar productos adquiridos de segunda mano es una forma de consumir de manera responsable.

Empresa: OlimpoMarketing

Autor: Pedro Fernández   

Mejora la comunicación de tu empresa con Europa Press Comunicación

Mejora la comunicación de tu empresa con Europa Press Comunicación