Europa Press EP Social


Hacer Familia


CajaSol


Cáritas


EP Social
Aviso: Esta noticia tiene más de un año. Última actualización: 02/03/2011
Más allá de objetivos "coyunturales"

Ecologistas apoyan "todas" las medidas que ahorren energía, pero piden un plan "coherente"

MADRID, 2 Mar. (EUROPA PRESS) -

   Las organizaciones ecologistas se han mostrado, en declaraciones a Europa Press, favorables a "todas las medidas" que estén enfocadas a reducir el consumo energético, aunque consideran que es preciso un plan y un conjunto de medidas "coherente", que sea "permanente" y que vaya "más allá" de los actuales objetivos "coyunturales".

   Así, la portavoz de Amigos de la Tierra, Liliane Spendeler, ha señalado que todas las medidas de reducción energética son "positivas", "sobre todo las de transporte", que es uno de los "principales emisores" de gases de efecto invernadero, por lo que ha insistido en que es "fundamental tomar medidas para reducir las emisiones". En ese sentido, ha destacado que es "esencial la coherencia en todas" las políticas y, en particular, en las medidas a medio y largo plazo, principalmente en transporte y movilidad y las políticas energéticas.

   "Pedimos al Gobierno que, con la agenda que acaba de abrir, vaya mucho más allá y que tome en cuenta la enorme dependencia del exterior pero también lo que puede aportar al medio ambiente y también frenar el cambio climático", ha reclamado Spendeler.

   Asimismo, reconoce que le da "miedo" los "últimos pasos" del Gobierno en el sentido de "abandonar" su promesa electoral de no alargar la vida útil de las centrales nucleares más de 40 años. Por este motivo ha insistido en que dentro de la coherencia que reclaman al gobierno, es preciso tener en cuenta los impactos sobre el medio ambiente y, en ese sentido, ha asegurado que la nuclear no es "en absoluto" una energía sostenible.

   Por su parte, el portavoz de energía Ecologistas en Acción, Javier González, apoya "todo lo que sea ahorro de energía", al tiempo que exige "medidas de verdad" porque, en su opinión, no se pueden tomar medidas de "este estilo" que impactan en la población, aunque van a suponer un ahorro de energía, mientras en la "política general" se fomenta el transporte y las infraestructuras de carretera o el carbón nacional para la producción de electricidad.

   Así, propone, entre otras cuestiones, que se fomente el consumo local, algo que podría hacerse con una campaña en los medios de comunicación.

   En cuanto a la sustitución del alumbrado público por bombillas tipo LED, González ha manifestado que hay que valorar el plan en su conjunto, lo que incluye, por una parte estudiar cuanta energía se consume, cuánto cuesta fabricar las bombillas y si éstas se traen de China o se producen en España.

   "Apoyamos que se utilicen tecnologías más eficientes, pero al mismo tiempo que se implanten medidas de ahorro, hay que alumbrar las calles pero no con el actual derroche manifiesto", ha añadido, al tiempo que ha subrayado que "no es necesario iluminar todas las carreteras desde que se entra a la Comunidad de Madrid, y menos ahora si se va a ir más despacio".

"YA ERA HORA", PERO HACE FALTA MÁS

   Mientras, el responsable de la campaña de cambio climático y energía de Greenpeace, José Luis García, celebra que el Gobierno se decida a cambiar el alumbrado porque es una medida que la organización lleva pidiendo "desde hace más de 10 años". "Ya era hora de que se dieran cuenta", ha apostillado, además de señalar que esa es una de las medidas de ahorro energético a tomar, pero no es la única.

   En su opinión, "fundamentalmente, debe haber compromiso de ahorro energético con carácter obligatorio, firme y que no sean sólo medidas voluntaristas". En ese sentido, reclama que el acuerdo de la Unión Europea de comprometerse a un 20 por ciento de ahorro energético en 2020 "debe interiorizarse como objetivo nacional en la planificación energética" y que esto debe hacerse, además "con carácter vinculante, permanente y no solamente coyuntural".

   "Cambiar el alumbrado público es algo que se debe hacer cuanto antes, porque todo retraso en la toma de medidas de eficiencia es un derroche que nos podemos evitar. Cuanto antes se haga y a mayor escala, mejor para todos. Ahorro de energía, ahorro económico y ahorro de emisiones", ha sentenciado.

   Por último, la responsable de la campaña de cambio climático de WWF, Mar Asunción, ha dicho que todas las medidas encaminadas al ahorro energético "son bienvenidas" aunque no comparten las formas, al criticar al Ejecutivo de justificar las medidas como algo coyuntural y que tendrá una duración transitoria en vez de permanente. "No es la manera de hacerlo", ha apostillado.

   Para su organización, lo "importante" es que el Gobierno tenga una estrategia pensada de reducción del consumo energético y además de promoción de una producción renovable. Asunción ha pedido una estrategia clara, incluso a nivel de leyes, para eficiencia energética y potenciación de la producción con energías renovables.

   Finalmente, ha recordado que WWF ha presentado en el Congreso de los Diputados proposiciones a este respecto, para implantar medidas estructurales que lleven a un "cambio de modelo energético". En este momento, considera que las medidas que está planteando el Gobierno son "insuficientes" y que no están dentro de una estrategia más global de ahorro energético y de promoción de las renovables.

   "Animamos al Gobierno a que ya que está interesado en reducir el consumo de energía, que lo haga de forma permanente y con medidas estructurales, no con medidas individuales que desaprovechan las sinergias de un modelo energético sostenible. Es el momento de llevarlo a cabo", ha apostillado.

Compartir
Enviar a tuenti
Enviar a linkedin
Twitter
Facebook
Google Plus

 

www.epsocial.es es el diario social de la Agencia Europa Press.
© 2014 Europa Press. Está expresamente prohibida la redistribución y la redifusión de todo o parte de los contenidos de esta web sin su previo y expreso consentimiento.