Juan Tallón entabla en 'A pregunta perfecta' un "diálogo con la literatura" buscando una novela "imposible de escribir"

Juan Tallón
EP
Actualizado 27/01/2011 12:15:24 CET

Usa como "pretexto" la "misteriosa relación" entre los escritores César Aira y Roberto Bolaño para crear una obra "casi sin argumento"

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 27 Ene. (EUROPA PRESS) -

"Casi una novela sin argumento", así es como describe el escritor y periodista ourensano Juan Tallón su último trabajo, 'A pregunta perfecta (O caso Aira-Bolaño)' (Sotelo Blanco), una obra en la que establece un "diálogo con la literatura" en búsqueda de una novela "imposible de escribir".

Así lo ha explicado el autor en una entrevista concedida a Europa Press en la que ha afirmado que 'A pregunta perfecta', finalista del Premio Lueiro Rey de Novela Corta 2010, nació "pensada según la idea de que no hay que contar algo", sino que la propia novela "puede hablar de si misma".

Dentro de este género experimental de la metanovela, en la que la obra habla sobre su propia construcción, Juan Tallón usa como "pretexto" el relato de la "misteriosa relación" que pudo existir entre los escritores César Aira y Roberto Bolaño, contemporáneos que estuvieron a punto de encontrarse personalmente en tres ocasiones y no lo hicieron.

Así, el libro "corre paralelo" a la "obsesión por hablar" de como el autor conoció esta historia y al proceso de construcción de la novela, que se torna "el centro del relato". "La novela, desde la propia novela, es carne de ficción", ha señalado Juan Tallón, al tiempo que ha visto "importante" que la literatura "no esté nunca bajo control".

Por ello, en su trabajo, el autor ha apostado por el "descontrol" y por intentar escribir "cada vez una novela distinta, imposible de escribir". "No conviene que los escritores tengan controlados los géneros, es necesario ir siempre hacia lo desconocido, buscar ese reto", ha indicado.

INSTRUMENTOS DE OTROS GÉNEROS

'A pregunta perfecta' introduce el relato del caso Aira-Bolaño, que ocupa sus 30 páginas finales, con un extenso diario en el que se narra, en primera persona, el proceso de conocimiento y construcción de la historia, lo que integra al lector en el propio proceso de la novela.

Así, Tallón ha asegurado a Europa Press que ha construido la historia a partir de instrumentos "que no son propios del género novelístico", como el relato corto o el diario, y ha buscado "nuevos elementos" para introducirla en la modernidad.

Juan Tallón, que ha apostado, sin embargo, por "no confundir al autor con un narrador", ha admitido la influencia de su trabajo como periodista en la construcción de esta novela, que, además, también está "afectada" por "todos los imputs" que recibe diariamente y que contribuyen a su desarrollo. "Al lector le diría que se comportara siguiendo el principio básico de ir hacia lo desconocido y sonriendo", ha sentenciado.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies