La construcción de nuevas fragatas para la Armada ocupará a 7.000 trabajadores en 10 años

Navantia construye nuevas fragatas F110 para la Armada Española.
EUROPA PRESS
Actualizado 19/03/2018 17:13:13 CET

El presidente dice que "está preparada para empezar cuanto antes estos buques" y sitúa el plan industrial como "clave del futuro de la empresa"

   FERROL, 19 Mar. (EUROPA PRESS) -

   El presidente de Navantia, Esteban García Vilansánchez, ha estimado en "7.000 los puestos de trabajo" que generará el programa de construcción de las nuevas fragatas para la Armada Española, las F110, de los cuales 1.300 serán de plantilla directa, 2.100 de industria auxiliar y 3.600 de empleos indirectos generados en otros sectores a través de la cadena de suministro en un plazo de diez años en los astilleros de la Ría de Ferrol.

   El máximo responsable de la empresa naval pública ha augurado que esperan que "pronto sea una realidad la orden de ejecución". "Estamos trabajando con el Ministerio de Defensa, sabemos que están completamente involucrados en esta orden y lo que esperamos es que se ejecute cuanto antes", ha destacado.

   "Navantia está preparada para empezar cuanto antes estos buques, ya que es el barco del futuro, que nos dará diez años de trabajo y garantía de empleo para la comarca de Ferrol", ha abundado.

   Estas manifestaciones las ha realizado García Vilasánchez en el astillero de Ferrol, en donde ha destacado los logros conseguidos con el anterior modelo de fragata construida para la Armada Española, las F100, y que motivaron la materialización de otros contratos para terceros países, como los buques para Noruega, también construidos en Ferrol, y el programa de colaboración con Australía.

   En el encuentro se han dado cita alrededor de un centenar de responsables del anterior programa. El presidente de Navantia también les ha querido trasladar, en presencia de los integrantes del comité de empresa, algunas de las características de nuevo proyecto.

PLAN INDUSTRIAL

   García Vilasánchez ha asegurado, a preguntas de los medios de comunicación, desconocer cuando está previsto que se firme la orden de ejecución del primero de los buques. "Evidentemente estamos trabajando en ello, no está en nuestra mano, ya que es un proceso complicado, pero si confiamos en que el impulso que puede dar la aprobación de los Presupuestos Generales del Estado (PGE) pueda dar sus frutos cuanto antes", ha manifestado.

   En cuanto al plan industrial, el presidente de Navantia ha asegurado que "es la clave del futuro de la empresa y que definirá no solo los cinco próximos años, sino que el de toda la empresa". "Estamos avanzado con todos los ministerios, tenemos una plataforma común y pronto volveremos a reunir a la parte social para continuar con la negociación del plan, y tal y como ha dicho la presidenta de la SEPI (Sociedad Estatal de Participaciones Industriales), aguardamos que en el verano sea una realidad", ha comentado.

MEJORAS TÉCNICAS

   En una exposición a grandes rasgos de las características de las fragatas F110, García Vilasánchez ha destacado que ésta será "un buque de primer orden, del siglo XXI, con los más altos estándares de la calidad nacional e internacional, con una propulsión híbrida novedosa y en donde además dispondrá de la planta eléctrica más poderosa que hemos construido en este tipo de buques".

   Según ha indicado, ofrecerá "hasta 11,5 Megavatios (Mw) que son lo equivalente a lo instalado en dos fragatas y media de las actuales F100", para poder así utilizar "nuevas armas de futuro", en donde el presidente de la empresa naval también ha destacado "que el nuevo buque aglutina los últimos avances tecnológicos y en donde la funcionalidad incluso permitirá disponer de un segundo hangar para poder transportar hasta dos helicópteros".

   El presidente de Navantia también ha destacado la inclusión de "un sonar compacto y remolcado, a diferencia de las F100 que no disponen de este equipamiento, con una gran capacidad antisubmarina", en donde el Sistema Integral de Control de Plataforma (SICP) "será completamente digital, de tipo táctil, 4.0, con más señales y capacidad que nunca".

   Otras de las mejoras que ofrecer el buque militar serán gracias "al desarrollo realizado en software y hardware" y en donde, según García Vilasánchez, esta serie de buques "devolverá al Estado la inversión que el Estado hace" y un trabajo del que se sentirán "orgullosos por el producto" que van "a ofrecer a la Armada Española y de salir también al mercado".

REJUVENECIMIENTO DE LA PLANTILLA

   En este acto, ha tomado la palabra el presidente del comité de empresa de Navantia Ferrol, Javier Galán (CC.OO.), que ha asegurado que los trabajadores tienen "por delante el reto de la construcción de las nuevas fragatas F110".

   "Pero no es menos cierto que también tenemos ante nosotros otro reto, como es el del rejuvenecimiento de las plantillas", ha afirmado en alusión a todos los centros de trabajo de la empresa estatal y la alta edad media que presentan algunos de ellos.

   "Estamos convencidos que con la llegada de trabajadores jóvenes este reto que se nos pone por delante va a salir satisfactorio y vamos a seguir estando en la cabeza de los astilleros militares de todo el mundo", ha sostenido Galán, además de trasladarle al presidente de su compañía que "éste es el camino" que tienen "que compartir dirección y trabajadores para conseguir todos los retos por delante".