Juzgan a dos monjes por el asesinato de un obispo en Egipto

Monje copto egipcio
REUTERS / ASMAA WAGUIH
Publicado 19/08/2018 19:14:11CET

EL CAIRO, 19 Ago. (EUROPA PRESS) -

Dos monjes cristianos serán juzgados por el asesinato de un obispo en un monasterio ubicado en el desierto de Egipto, según ha confirmado este domingo un tribunal de la ciudad de Alejandría, en el norte del país.

Los dos monjes habrían asesinado al abad del monasterio del que formaron parte, ahora obispo Epifanius, hallado muerto el 29 julio en el Monasterio de San Macario de Wadi Natrún, al noroeste de El Cairo.

El primer sospechoso, Isaiah el Maqari, fue detenido el 11 de agosto y posteriormente expulsado de la Iglesia copta. Un segundo monje, Faltaus el Maqari, fue detenido el 12 de agosto por colaboración e incitación.

La Fiscalía ha informado de que ambos serán juzgados por delitos de "asesinato premeditado", según ha revelado el diario estatal egipcio 'Al Ahram' en su edición digital. El autor material golpeó al obispo Epifanius en la cabeza hasta en tres ocasiones con un tubo de acero de casi un metro de largo mientras el otro monje vigilaba la estancia. El obispo habría investigado al presunto asesino por violaciones de las prácticas monásticas.

El caso ha propiciado que la Iglesia copta imponga nuevas normas para regular la vida monacal bajo las directrices del papa Teodoro II tales como el veto al ingreso de nuevos monjes, la prohibición de uso de los medios de comunicación social, la prohibición de construir nuevos lugares de oración o la prohibición de abandonar los monasterios sin un permiso formal.

Los coptos ortodoxos, que suponen el diez por ciento de los 97 millones de habitantes de Egipto, son la mayor comunidad cristiana de Oriente Próximo. En incidentes relativamente frecuentes, son atacados por residentes musulmanes, que queman sus viviendas e iglesias en zonas pobres.

La inseguridad de la comunidad cristiana en Egipto ha aumentado considerablemente desde que Estado Islámico se extendió por Siria e Irak en 2014, atacando a las minorías en la región.

En 2015, la formación extremista ejecutó a una veintena de cristianos egipcios en Libia, lo que llevó a Al Sisi a anunciar operaciones aéreas limitadas contra el grupo en el país vecino y posteriormente se produjeron graves atentados contra iglesias coptas en Egipto.