OTAN empezará a intercambiar información y dar apoyo logístico a misión de la UE contra las mafias en semanas

 
Consulta el estado del tiempo
Consulte el estado del Tráfico y del Tiempo para estos días >>
Consulta el estado del tráfico

OTAN empezará a intercambiar información y dar apoyo logístico a misión de la UE contra las mafias en semanas

Actualizado 26/10/2016 21:52:00 CET

BRUSELAS, 26 Oct. (EUROPA PRESS) -

Los ministros de Defensa de la OTAN han acordado este miércoles apoyar a la misión de la UE contra las mafias en el Mediterráneo Central con intercambio de información y apoyo logístico, un apoyo que se materializará "en las próximas semanas", según han confirmado fuentes aliadas.

"El apoyo a 'Sophia' se hará con 'Guardián del Mar'", han precisado fuentes aliadas. A la nueva operación, contribuirán con buques Grecia y Turquía y con aviones España, Italia, Grecia y Turquía, entre otros, según han avanzado las fuentes consultadas.

Los aliados no descartan también apoyar a la operación de la UE en el control del embargo de armas a Libia autorizado por la ONU. "Pero esto vendrá en una fase posterior. Eso no se ha decidido todavía", han explicado fuentes aliadas.

Los aliados han dado luz verde así a que la OTAN preste ayuda a la operación de la UE 'Sophia' en el marco de la nueva operación de seguridad que lanzará en el Mediterráneo, bautizada 'Guardián del Mar', que nace de la transformación de la operación antiterrorista de la OTAN Active Endeavour lanzada tras los atentados terroristas del 11-S en 2001.

La nueva operación tendrá un mandado "más amplio" y podrá realizar labores de vigilancia marítima o interdicción, entre otras, además de apoyar en la lucha contra el terrorismo. El mandato ha sido ampliado "suficientemente" para que pueda prestar apoyo a la operación de la UE en el Mediterráneo contra las mafias, según fuentes diplomáticas.

Aunque la OTAN y la UE llevan meses de discusiones sobre el eventual apoyo de los aliados a la operación contra las mafias en el Mediterráneo Central, donde la situación es "muy preocupante" a la luz de la presión migratoria a diferencia del mar Egeo donde se ha estabilizado, la petición formal de ayuda de la Unión Europea solo ha llegado hace apenas "una semana", lo que no ha permitido avanzar a la OTAN en términos operativos hasta ahora, según varias fuentes diplomáticas.

La UE lanzó la operación Sophia en el Mediterráneo en junio de 2015 para desmantelar el modelo de negocio de las mafias de inmigrantes y en agosto amplió su mandato para entrenar también a los guardacostas libios y contribuir al control del embargo de armas a Libia autorizado por la ONU en aguas internacionales, ya que no tienen permiso ni de Libia ni de la ONU para entrar en aguas libias. Los buques sospechosos de llevar armas se desviarán al puerto de Marsella.

Hasta la fecha, la operación europea, cuyo mandato ha sido ampliado hasta el 27 de julio de 2017, ha detenido a 87 presuntos traficantes y ha neutralizado 263 buques para evitar que vuelvan a ser usados por las mafias. También ha contribuido a salvar más de 24.800 vidas en el mar.

Además del nuevo apoyo a 'Sophia', los aliados han acordado mantener el despliegue en mar Egeo para contribuir a frenar la inmigración a Europa desde Turquía, algo que sigue "sin agradar" a Ankara, que preferiría poner fin al despliegue, según varias fuentes aliadas consultadas.

LUZ VERDE A ENTRENAR EN IRAK DESDE ENERO

Los Veintiocho también han dado luz verde a iniciar el entrenamiento de oficiales iraquíes en áreas como la desactivación de artefactos explosivos improvisados, desminado y apoyo a la planificación cívico-militar a partir de enero en el propio territorio iraquí, a petición del Gobierno de Bagdad, tras haber formado ya a varios centenares de militares iraquíes en estas áreas en Jordania.

"Es una actividad. No es una operación, no es una misión", ha aclarado una fuente de alto nivel de la OTAN, que ha precisado que aunque el número de instructores de la OTAN que se desplegarán a Irak se definirá "en las próximas semanas" la fuerza sobre el terreno será "modesta" pero habrá "flexibilidad" en funciones de la situación de seguridad y las necesidades iraquíes. "El número de fuerzas será muy reducido. No hablamos de miles", ha explicado.

En todo caso, el entrenamiento se coordinará con la coalición internacional, que ya entrena a las fuerzas iraquíes y las fuerzas kurdas, aunque la fuente aliada ha dejado que la OTAN sólo formará a oficiales iraquíes y "no hay planes para entrenar a las fuerzas especiales iraquíes".

España mantiene desplegados a unos 300 militares para entrenar a las fuerzas iraquíes en el marco de la coalición internacional.

La Alianza Atlántica también ha comenzado a apoyar tareas de vigilancia área con un avión de alerta AWACS desplegado de forma "permanente" en la base de Konya, en Turquía, en apoyo a la coalición internacional contra el Estado Islámico en Siria e Irak con un primer vuelo el pasado 20 de octubre.

El avión de la OTAN, que vigilará el territorio del oeste de Siria e Irak desde el espacio aéreo turco y las aguas internacionales, se limitará a tareas de vigilancia aérea y no tendrá absolutamente ningún papel de combate, es decir no coordinarán ataques aéreos de la coalición ni ejercerán mando y control para aviones de combate.

El vicecomandante de la fuerza aérea de la OTAN, Paddy Teakle, ha explicado que hasta el 11 de noviembre harán cinco salidas al mes y a partir de esta fecha nueve salidas al mes en apoyo a la coalición internacional y podrá vigilar una superficie de entre 200 y 280 millas náuticas, dependiendo de la altura de vuelo, aunque ha dejado claro que no tendrá "ningún papel en la captación del objetivo". "El avión de la OTAN no entrará en el espacio aéreo iraquí o sirio", ha incidido.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies