Publicado 31/03/2021 15:10CET

Más de 1.500 fotos y 200 horas de vídeo para rescatar la memoria audiovisual colectiva del barrio sevillano de San Diego

Archivo - Proyecto de recuperación audiovisual de la memoria colectiva del barrio de San Diego
Archivo - Proyecto de recuperación audiovisual de la memoria colectiva del barrio de San Diego - ANTONIO PEREZ - Archivo

La iniciativa está auspiciada por el Banco de Proyectos del ICAS

SEVILLA, 31 Mar. (EUROPA PRESS) -

'San Diego, Memorias de la Periferia Urbana', el proyecto puesto en marcha por La Digitalizadora de la Memoria Colectiva, con el respaldo del Banco de Proyectos del Instituto de la Cultura y las Artes (ICAS) del Ayuntamiento de Sevilla, ha recopilado desde su puesta en marcha más de 1.500 documentos fotográficos y de texto, y más de 200 horas de documentos audiovisuales, incluyendo tres horas de película en Super8.

Un material que servirá para recuperar la memoria audiovisual colectiva del barrio de San Diego y otros colindantes, objetivo de esta iniciativa que arrancó en septiembre del pasado año, destaca el Consistorio en una nota de prensa.

Como ha explicado el delegado de Hábitat Urbano, Cultura y Turismo, Antonio Muñoz, el Banco de Proyectos incentiva "los procesos de investigación, creación y experimentación en todos los ámbitos y prácticas de la cultura contemporánea en la ciudad". "Buscamos facilitar el desarrollo del tejido cultural de Sevilla, además de impulsar su conectividad y proyección exterior", ha añadido.

Asimismo, el delegado de Juventud y de Cooperación al Desarrollo, también delegado del Distrito Norte, Juan Antonio Barrionuevo, ha destacado la vertiente participativa del proyecto, "que otorga un papel protagonista a los vecinos en este proceso, puesto que nadie mejor que ellos y ellas para documentar la historia reciente de los barrios".

Un total de 36 participantes, entre particulares y entidades, han facilitado a La Digitalizadora de la Memoria Colectiva dichos documentos gráficos y audiovisuales que son testimonio de la historia de este barrio sevillano. Se trata de rescatar un tipo de documentos que habitualmente no tienen cabida en archivos institucionales, de televisiones o de otras entidades similares; documentos que ofrecen una perspectiva ciudadana de la historia reciente.

PARTICIPACIÓN CIUDADANA

Para ello, más de una veintena de personas del barrio, además de la comunidad educativa del Centro de Personas Adultas San Diego-Los Carteros, de la Guardería San Felipe Neri y del CEIP Hermanos Machado, e integrantes de las agrupaciones Asociación Infantil-Juvenil Aire Libre, la Asociación Cultural y Ecologista Comité Pro Parque Educativo Miraflores y la AVV Andalucía de San Diego están participando
desde hace varios meses en la descripción de este material cumpliendo con los estándares archivísticos, identificando a las personas, los lugares y los hechos que se documentan, y siempre adaptando este proceso a las medidas higiénico sanitarias vigentes.

Además de la digitalización, el proyecto contempla la restauración de los documentos para evitar así el riesgo de su desaparición, que es aún mayor en el caso de los audiovisuales debido a la fragilidad y obsolescencia de los formatos de grabación y reproducción.

El valor del material recuperado hasta ahora pone de manifiesto la idoneidad y relevancia del proyecto, que ha sacado a la luz hechos tan importantes para la barriada de San Diego o el barrio de Los Carteros como la creación de la Asociación Vecinal Andalucía de San Diego, la 'Velá' de Los Carteros como inicio de las numerosas 'Velás' posteriores de San Diego, o el nacimiento de la Guardería San Felipe Neri como la primera institución creada en el barrio para dar respuesta a la falta de
plazas de guardería allá por los años 70.

"Hoy este proyecto pionero de la AVV Andalucía de San Diego sigue funcionando como centro de Educación Infantil. De igual manera, aparecen hechos tan significativos para la ciudad como el origen del Parque de Miraflores o el nacimiento de la alfabetización de personas adultas en la España de la transición con la creación de uno de los primeros Centros de Educación de Personas Adultas; modelo que, posteriormente, adoptó y promueve la Unesco.

La siguiente fase del proyecto, si el contexto sanitario lo permite llegado el momento, consistirá en un conjunto de intervenciones en el espacio público a través de proyecciones en distintos puntos, como fachadas, comercios u otros lugares de interés para el propio barrio.
No obstante, el proyecto pretende continuar vivo en el tiempo y respaldado por la participación colectiva, creando un banco de documentos y unas redes vecinales que seguirán enriqueciendo su actividad con la intención de alimentar el archivo de la comunidad.

La mencionada iniciativa tiene como objetivos reconocer la memoria colectiva como parte de una perspectiva plural de la historia,
desarrollar en espacios públicos procesos de colaboración ciudadana, fomentar la participación activa de quienes protagonizan las distintas escenas rescatadas e impulsar el diálogo intergeneracional entre coetáneos y las generaciones más jóvenes sobre los archivos recuperados. Del mismo modo, se trata de una herramienta excelente para construir memoria colectiva y potenciar la identidad del barrio de San Diego y la autoestima de sus habitantes, poniendo en valor la importancia que ha tenido la participación ciudadana a lo largo de su historia.

Contador