Publicado 18/04/2020 20:29CET

Sucesos.- La jueza envía a prisión al hombre que disparó a su exjefe con un arma de balines

También se le imputa un delito de daños por el sabotaje eléctrico de una planta del Hospital Royo Villanova

ZARAGOZA, 18 Abr. (EUROPA PRESS) -

La magistrada María José Bello, del Juzgado de Instrucción número 10 de Zaragoza ha decretado el ingreso en prisión comunicada y sin fianza del hombre que disparó a su exjefe con una escopeta de balines manipulada, en el barrio Jesús de la capital aragonesa.

Según ha informado la abogada de la defensa, Carmen Sánchez Herrero, en declaraciones a Europa Press, a A.P.G., de 35 años, se le imputan los delitos de tentativa de homicidio con arma de fuego, falsedad de documentos y resistencia y desobediencia a la autoridad. Además, se le atribuye un delito de daños por el sabotaje eléctrico de una planta del Hospital Royo Villanova.

A las 7.15 horas del pasado 6 de marzo, A.P.G., de 35 años disparó con un arma de balines a su antiguo jefe, J.V.S., de 48 años, cuando éste salía del garaje de su domicilio en la calle de Mainar del citado barrio zaragozano. La víctima tuvo que ser trasladada al Hospital Universitario Miguel Servet en estado grave.

El supuesto autor del ataque había trabajando a las órdenes de J.V.S, en el servicio de mantenimiento del Hospital Royo Villanova de Zaragoza, antes de ser despedido de su puesto de trabajo.

La Policía Nacional detuvo, el pasado jueves 16 de abril a A.P.G., como presunto responsable de estos hechos. El varón había manipulado los balines de la escopeta mediante la colocación de puntas de metal en los mismos.

Los agentes también intervinieron a este hombre diverso material explosivo, que se podría emplear para construir una bomba lapa, y que se localizó en el coche del detenido.

Además, a A.P.G. se le ha imputado el sabotaje eléctrico que se produjo el pasado 17 de marzo en una planta del Hospital Royo Villanova. En este espacio se encuentran ingresados pacientes de COVID-19 que precisan de respiración asistida, si bien de este ataque no hubo que lamentar daños personales.

Por todo ello, la magistrada del Juzgado de Instrucción número 10 de Zaragoza ha dictado un auto en el que ha decretado su ingreso en prisión comunicada y sin fianza y será enviado en la cárcel de Zuera.

Para leer más