Actualizado 12/08/2015 12:48 CET

Vivienda asesorará en actuaciones urbanísticas en el Cabildo

Mazón se reúne con vecinos del Cabildo
GOBIERNO

Mazón se reúne con la AAVV del barrio y aboga por agilizar las gestiones necesarias para que los vecinos opten a ayudas del ARRU

SANTANDER, 11 Ago. (EUROPA PRESS) -

La Consejería de Obras Públicas y Vivienda del Gobierno de Cantabria se ha ofrecido, a través de su Dirección General de Vivienda, a prestar asesoramiento a los vecinos del Cabildo de Arriba o incluso a tomar la iniciativa para acometer actuaciones de regeneración y renovación urbanística en este barrio de Santander.

Así se lo han trasladado el consejero, José María Mazón, y el director de Vivienda, Francisco Javier Gómez Blanco, a representantes de la Asociación de Vecinos del Cabildo, en una reunión mantenida este martes y que ha supuesto una primera toma de contacto entre ambas partes.

Tras el encuentro, Mazón ha explicado a los periodistas que su departamento se ha comprometido a colaborar con los vecinos, asesorándoles o incluso tomando la iniciativa a la hora de acometer actuaciones en el barrio, ya que son "complejas" tanto desde el punto de vista urbanístico como técnico, pues requieren la redacción de proyectos y licitaciones antes de su ejecución.

El objetivo de dicha colaboración, que se concretará en reuniones posteriores entre el director de Vivienda y los representantes de la Asociación de Vecinos, es agilizar las actuaciones a realizar en el marco de la figura del ARRU (Área de Regeneración y Renovación Urbana), promovida por el Ministerio de Fomento en 2012 -tras las denominadas Área de Rehabilitación Integral (ARI) y Área de Renovación Urbana (ARU)- y que contempla un plan de ayudas a las viviendas hasta 2016.

En este sentido, el consejero ha admitido que están "bastante preocupados" ante la proximidad de la fecha límite para recibir estas subvenciones y más teniendo en cuenta que "no hay nada hecho", ya que "ni siquiera" se ha firmado el oportuno convenio a tres bandas -Ministerio, Gobierno regional y Ayuntamiento- de cara al desarrollo urbanístico y la recepción de las ayudas.

Mazón ve así "muy difícil" que las comunidades de vecinos puedan conseguir esas ayudas, de ahí la ayuda ofrecida a través de la Consejería para asesorarles en los proyectos o incluso tomar la iniciativa (el ARRU se destina a actuaciones de regeneración del barrio, que implican la construcción de edificios en solares vacíos o la demolición de inmuebles para levantarlos de nuevo).

Al hilo, ha apuntado que el decreto de desarrollo del ARRU ha sido "muy tardío", de modo que en la actualidad "realmente no se ha ejecutado nada" en base a estas ayudas en el Cabildo de Arriba.

Sobre figuras anteriores, el ARI y el ARU, el titular de Vivienda ha subrayado de la primera que "funcionó bastante bien" ya que -ha dicho- "bastantes viviendas" del barrio se acogieron a estas ayudas, mientras que de las actuaciones previstas con la segunda "prácticamente no se ha ejecutado nada".