Actualizado 28/06/2007 19:02 CET

Ferran Madico lleva al Teatre Grec el "complejo" y "poliédrico" 'Conte d'hivern' de Shakespeare

BARCELONA, 28 Jun. (EUROPA PRESS) -

El dramaturgo Ferran Madico lleva al Teatre Grec de Barcelona el "complejo" y "poliédrico" 'Conte d'hivern' de William Shakespeare, una de las últimas obras del autor inglés que aglutina comedia, tragedia y drama lírico.

La obra, una producción del Centre d'Arts Escèniques de Reus que se estrenará el 29 de junio en el Festival d'Estiu de Tarragona, se podrá ver en el Grec del 4 al 7 de julio antes de inaugurar la próxima temporada del Teatre Fortuny de Reus.

En este cuento, Shakespeare sobrepasa los límites del espacio y el tiempo con una historia ambientada en la corte de Sicilia, donde el rey Leontes, loco de celos con su amigo, el monarca de Bohemia Políxenes, encarcela a su mujer Hermione, embarazada de una niña, la cual fallece en prisión consumida por la pena.

Asumido su error, 16 años después de los sucesos, la hija de Leontes y el hijo de Políxenes se enamoran, lo que provoca la reconciliación entre los dos reyes y el 'retorno' de su mujer Hermione.

Ferran Madico aseguró hoy, durante la presentación del montaje en Barcelona, que es un montaje "muy respetuoso" con el texto de Shakespeare, con el que ha ido a la "esencia" de la obra a través de 13 personajes, encabezados por Pere Arquillué, Francesc Luchetti, Rosa Renom, Oriol Grau y Pedro Casablanc.

Para el director, 'Conte d'hivern' es una pieza "metafísica" y "filosófica" de la última etapa de Shakespeare, en la que el dramaturgo británico reflexionó sobre los celos, la facilidad para hacer daño, la fe en el ser humano y "como el paso del tiempo pone las cosas en su sitio".

Para llevar a escena esta "compleja" obra de teatro, Ferran Madico se ha dotado de una escenografía mínima residiendo la fuerza del montaje en las "emociones" que transmiten los actores. "Cada vez pienso que es más importante el actor", añadió.

Por su parte, el actor Pere Arquillué, que da vida al rey Leontes, alabó el trabajo "arriesgado" de Madico porque es un montaje que se hace "a pelo". Tras haber dado vida a Otelo, el artista dijo que el personaje del rey es "más complejo, como Otelo y Yago juntos".