Actualizado 28/06/2022 07:50

Jill Biden, de rebajas por la Milla de Oro madrileña como si de una turista más se tratase

Jill Biden, de paseo por el Barrio de Salamanca en su primera visita a Madrid
Jill Biden, de paseo por el Barrio de Salamanca en su primera visita a Madrid - EUROPA PRESS

La primera dama de los Estados Unidos disfrutó de una tranquila tarde de compras en compañía de sus nietas Finnegan y Maisy, con las que ha viajado a Madrid con motivo de la histórica cumbre de la OTAN

MADRID, 28 Jun. (CHANCE) -

   Disfrutando al máximo de su visita a Madrid con motivo de la cumbre de la OTAN que se celebra estos días en la capital, Jill Biden nos está dejando imágenes para el recuerdo y, horas después de reunirse con la Reina Letizia en el Palacio de la Zarzuela y de visitar junto a la monarca la Asociación Española Contra el Cáncer, no ha perdido la oportunidad de recorrer la Milla de Oro madrileña como si de una turista más se tratase.

Jill Biden, relajado paseo por la capital

   Aprovechando un hueco en su apretada agenda - que incluye conocer el Museo Reina Sofía, el Teatro Real o la Real Granja de San Ildefonso, entre otros atractivos turísticos - la mujer de Joe Biden, que aterriza este martes en nuestro país, disfrutó de una relajada jornada de compras por la zona más exclusiva de la capital acompañada por sus nietas Finnegan y Maisy, hijas del ex matrimonio formado por Hunter Biden y Kathleen Buhle.

   Rodeada por numerosos guardaespaldas y fuertes medidas de seguridad que llamaron poderosamente la atención de los madrileños, Jill Biden se interesó por algunas de las tiendas de la ciudad como 'Castañer', ‘Scalpers Woman’ o ‘& Other Stories’, de las que salió con varias bolsas con diferentes adquisiciones de rebajas tanto para ella como para sus nietas.

La mujer de Joe Biden, con sus nietas

  Sonriente, relajada y demostrando lo a gusto que se siente en su primera visita a Madrid, la primera dama de los Estados Unidos disfrutó de un tranquilo paseo con sus nietas - de 22 y 21 años - con las que no dejó de intercambiar confidencias, como si de una turista más se tratase.

   Derrochando elegancia y estilo, Jill eligió para la ocasión un favorecedor vestido lady de manga corta en color rosa con estampado floral y cinturón a juego. Para completar el look eligió unas cómodas alpargatas de cuña en color negro y gafas de sol.

Cargando el vídeo....

Más información