Actualizado 25/09/2014 13:24 CET

Un anfibio de hace 300 millones de años regeneraba extremidades

Fósil de anfibio que regeneraba extremidades
Foto: NATURKUNDE MUSEUM

MADRID, 25 Sep. (EUROPA PRESS) -

   Un trío de investigadores del Museum für Naturkunde de Alemania ha encontrado evidencias, en un fósil de 300 millones de años, de la regeneración de extremidades en anfibios. Este hallazgo sugiere que la capacidad de regenerar miembros enteros por tales criaturas no se limita a las salamandras modernas.

   En su artículo, publicado en 'Proceedings of the Royal Society B', Nadia Fröbisch, Constanze Bickelmann y Florian Witzmann, del Museum für Naturkunde de Alemania, describen el fósil que han estado estudiando y por qué creen que era capaz de regenerar sus extremidades.

   Hasta ahora, los científicos creían que las salamandras eran los únicos animales de cuatro patas modernos que pueden regenerar miembros enteros durante toda su vida. Lo que no estaba claro, sin embargo, es si esta capacidad era un rasgo evolutivo reciente o si se produce desde hace años.

   Los investigadores explican que cuando las salamandras modernas pierden una extremidad, la sustitución que vuelve a crecer no siempre es igual que la original: a veces hay bultos o cicatrices extrañas o dígitos fusionados de nuevo juntos. Esto sucede más a menudo cuando no es la primera vez que la salamandra pierde este miembro.

   Al examinar el fósil del anfibio 'Micromelerpeton', los investigadores encontraron una de estas característica extraña en los dedos del animal. Había dos dedos parcialmente fusionados en uno, lo que sugiere que la criatura había perdido un dedo del pie y le había vuelto a crecer un reemplazo.

   Encontrar esta capacidad regenerativa en una antigua criatura plantea la pregunta de por qué todas las especies de tetrápodos no tienen esta capacidad en la actualidad. Los investigadores sugieren que la regeneración de extremidades perdidas se fue perdiendo con el tiempo en otras especies porque se convirtió en un rasgo que ya no era necesario.

Para leer más