Publicado 21/01/2014 17:09CET

La juez admite la querella de Manos Limpias contra Esther Pastor por presunta malversación en facturas de hoteles

Presidencia niega fines personales en gastos autorizados por Pastor en una 'delicatessen' y abre investigación interna por la filtración

VALENCIA, 21 Ene. (EUROPA PRESS) -

La magistrada del juzgado de instrucción número cuatro de Valencia ha admitido a trámite la querella presentada por el sindicato Manos Limpias contra la secretaria autonómica de Organización, Coordinación y Relaciones Institucionales de la Generalitat, Esther Pastor, por presunta malversación en facturas de hoteles.

El sindicato se querelló contra Pastor por supuestamente pagar con fondos públicos noches de hotel de uso privado cuando ocupaba el cargo de directora general de Organización de Presidencia, en ciudades como Madrid, Altea y Alicante, sin constar acto institucional que jusfiticara el desplazamiento ni cómo se había justificado el gasto, según relataba Manos Limpias en su escrito de querella.

En un auto del 16 de diciembre, la magistrada admite la querella e incoa diligencias, de las que da traslado al fiscal, y acuerda pedir a la Conselleria de Hacienda, a Presidencia de la Generalitat y a los hoteles en los que se alojó la querellada en los términos solicitados por Manos Limpias.

El sindicato había pedido a Hacienda que se presentara cuenta justificada de los gastos, si se habían hecho por lotes o aprobación individual de cada factura con la justificación del fin público; a Presidencia emisión del certificado de los actos oficiales que obedecen a las facturas y, por parte de los establecimientos, certificación de si tenían constancia de que Pastor contratara el servicio en las fechas indicadas.

La magistrada expresa en los fundamentos jurídicos que, pudiendo ser los hechos denunciados constitutivos de delito y reuniendo la querella los requisitos establecidos en la Ley de Enjuiciamiento Criminal, procede admitirla a trámite e incoar diligencias previas. La resolución no es firme y contra ella cabe recurso en el plazo de tres días.

Por otra parte, Manos Limpias ha anunciado en un comunicado que ampliará la querella contra Pastor, a quien señala como persona de "máxima confianza" del presidente de la Generalitat, Alberto Fabra, ya que supuestamente la secretaria autonómica "firmó decenas de facturas de una tienda por alimentos como 'arreglo de cocido, pollo, tabletas de chocolate, quesos, pasas, natillas, alcachofas, etc'".

El sindicato hace referencia de esta forma a una información del medio Estrella Digital sobre compras de alimentación doméstica pagadas por Presidencia de la Generalitat Valenciana, con la firma de autorización de Esther Pastor, adquiridas en un establecimiento cercano al Palau, unas facturas que suman casi 3.000 euros y corresponden al año 2012 y el primer trimestre de 2013.

PRESIDENCIA NIEGA FINES PERSONALES

La Conselleria de Presidencia de la Generalitat ha asegurado en un comunicado que todos los gastos corrientes relacionados con viajes o "intendencia del servicio de restauración", suscritos por Pastor, "han sido realizados en el ejercicio de sus funciones correspondientes al cargo y, en ningún caso, con fines personales".

Desde la administración se asegura que las informaciones "solo persiguen el descrédito" de la institución y de las personas que la representan y ha afirmado que acreditará en el juzgado la documentación que justifica "debidamente" esos gastos "en su defensa y en el ejercicio de su responsabilidad".

Asimismo, anuncia que ampliará la denuncia presentada en su día ante Fiscalía "por la constante divulgación de documentos filtrados" y ha puesto en marcha una investigación interna "por si se hubiera podido cometer un posible delito de infidelidad en la custodia de documentos y revelación de información".

COMPARECENCIA Y EXPLICACIONES

Ante esta información, EUPV ha pedido la comparecencia de Pastor en las Corts mientras que Compromís ha registrado una petición de documentación para que Fabra dé explicaciones con "carácter de urgencia" y el PSPV ha exigido "mayor transparencia".

Para el diputado de EU Ignacio Blanco, "es injustificable que los valencianos le paguemos la cesta de la compra a la mano derecha de Fabra" y ha calificado de "sumamente graves" la información. A su juicio, Pastor debe dar una "explicación inmediata" en las Corts y, "si no es capaz de desmentir estas revelaciones, entonces tendrá que dimitir".

"Que la mano derecha de Fabra tenga la cara dura de hacer que todos los valencianos le paguemos sus tabletas de chocolate o sus yogures nos da la medida de la falta de ética de quien nos gobierna", ha criticado Blanco.

Por su parte, el portavoz de Compromís en las Corts, Enric Morera, ha registrado una petición de documentación para que Fabra, "explique con carácter de urgencia si son ciertas las informaciones" ya que considera que "nos debe una explicación porque tenemos un grave problema con su gobierno y con los componentes de su equipo, que no saben distinguir lo que es privado y lo que es público". Morera ha reclamado que Presidencia entregue la copia de las facturas de 2012 y 2013.

Desde el PSPV, el portavoz adjunto del grupo parlamentario socialista, Rafael Rubio, ha pedido a Fabra "transparencia" porque si "siguen ocultando la documentación es que hay mucho más y no quieren que salga a la luz". En su opinión, "llueve sobre mojado" porque "no es la primera vez que se registran casos de gastos de este tipo cargados a la caja fija de la Generalitat como las compras que se realizaron de pechugas villeroy o huevos kinder".

Rubio ha incidido en que "se está confundiendo lo público con lo privado" y ha advertido de que el grupo socialista ya ha solicitado en reiteradas ocasiones los expedientes de justificación de 2012 y 2013 sobre los gastos de la caja fija para saber si "se ajustan a la normativa" y ha lamentado que "todavía no hayan aportado ninguna documentación al respecto". Para Rubio, los gastos publicados son "una barbaridad y una sinrazón".