Actualizado 02/08/2020 13:59:18 +00:00 CET

El CD Marino confirma que no hay ningún jugador contagiado por coronavirus

El CD Marino posa antes de un partido de la temporada 2019-2020
El CD Marino posa antes de un partido de la temporada 2019-2020 - CD MARINO

MADRID, 2 Ago. (EUROPA PRESS) -

El CD Marino confirmó este domingo que no existe ningún caso por coronavirus entre sus jugadores y que los tres que se dieron a conocer el sábado y que provocaron la suspensión de todo el 'playoff' de ascenso a Segunda División B eran finalmente falsos positivos.

"Han sido 24 horas de locos, pero hemos hecho las cosas bien y estamos todos bien. No hay ningún jugador contagiado de coronavirus. Seguiremos informando", celebró el CD Marino en su cuenta oficial de 'Twitter'.

La Real Federación Española de Fútbol (RFEF) tuvo que suspender los encuentros de esta fase que se iban a disputar en la Ciudad del Fútbol de Las Rozas (Madrid) y que debían medir al CD Lealtad frente al CD Alcoyano el mismo sábado, y al CD Marino frente a Linares Deportivo, que se debía de disputar hoy domingo, tras detectar estos tres positivos en sus controles previos a la competición.

El mensaje en redes sociales del equipo de Tercera División estaba acompañado por un vídeo en el que Alfredo Olivares, director de Competiciones de la RFEF, les daba las gracias por su "comportamiento" y les daba la buena noticia tras "un día complicado".

"Se ha confirmado que el protocolo funciona y que al final esto pasa y puede haber un falsos positivo, pero estoy contento porque la salud de todos esta en juego, y como RFEF esto es lo que siempre ha primado. Independientemente del mal sabor de boca que os lleváis porque veníais a jugar, me quedo con un club señor y el comportamiento fantástico por vuestra parte y la directiva", señaló Olivares, que hizo entrega de una camiseta conmemorativa del décimo aniversario de la conquista del Mundial a los tres futbolistas que se vieron afectados y que lo pasaron "mal".

Por su parte, la RFEF emitió un comunicado donde aseguró haber "cumplido en todo momento los protocolos anti-COVID durante los 'playoffs disputados en las últimas semanas, tanto el de ascenso a Segunda División como la fase adicional de los 'playoffs' de ascenso a Segunda División B, prevista para este fin de semana en la Ciudad del Fútbol de Las Rozas".

"El objetivo de la Federación ha sido siempre la salud de los jugadores, de los miembros de los clubs y de todo el personal implicado en la celebración de los partidos, buscando alcanzar el riesgo cero, como finalmente ha ocurrido", remarcó.

En el caso de la fase adicional para ascender a Segunda B, el organismo indicó que "el protocolo anti-COVID se puso en marcha para la llegada de los equipos a la sede federativa, como establecen la legislación y las autoridades sanitarias".

Tras detectar los tres positivos en el CD Marino, suspender los dos partidos previstos e informar a las autoridades sanitarias, la RFEF "puso a disposición del club afectado todos los medios para seguir con las medidas de aislamiento y confirmación de los resultados".

"En la noche del viernes, todos los miembros de la delegación canaria fueron sometidos por parte de la Comunidad de Madrid a pruebas PCR y analítica molecular, y los resultados de dichas pruebas han sido en todos los casos negativos", subrayó.

"La RFEF agradece la disposición de los directivos, cuerpo técnico y jugadores de los clubes y el despliegue realizado por la Consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid, que dio una respuesta eficaz e inmediata ante la llamada de la RFEF", sentenció el ente.

Contador

Para leer más

Lo más leído

  1. 1

    La importancia de los arándanos para los músculos

  2. 2

    Muere un motociclista de 27 años en un choque con un turismo en Dumbría (A Coruña)

  3. 3

    Star Wars: El otro nieto del Emperador Palpatine

  4. 4

    Abascal augura un otoño 'caliente': "Si los españoles quieren, el Gobierno puede caer muy pronto"

  5. 5

    Muere uno de los dos heridos en el accidente del hidroavión de Lobios (Ourense), un vecino de Portugal de 65 años