Actualizado 21/08/2007 14:33 CET

Economía/Empresas.- El sector manufacturero español mantiene expectativas positivas en producción y empleo

MADRID, 21 Ago. (EUROPA PRESS) -

El sector manufacturero español mantiene expectativas positivas con un pronóstico elevado de la producción, nuevos pedidos y empleo a lo largo de un año, según los últimos datos del Informe sobre las Perspectivas Empresariales de KPMG.

Este estudio, que cubre alrededor de 3.700 empresas manufactureras en once países de la Unión Europea, desvela que un resultado neto de 48.6 de los productores españoles esperaban que la actividad fuese más alta de aquí a un año. Este resultado fue más elevado que el del mismo periodo del año pasado, aunque más bajo que el registrado en el estudio de enero (63.0).

En general, los resultados netos fueron positivos con respecto a todas las preguntas realizadas a los participantes del estudio. Los datos señalaron expectativas positivas para el empleo, con un resultado neto de 17.1 en julio, comparado con el 9.0 durante el mismo periodo del año pasado. Sin embargo, este dato fue inferior al 22.8 registrado a principios de año.

EXPECTATIVAS DE GASTOS DE INVESTIGACIÓN.

El resultado para las expectativas de gastos en investigación y desarrollo fue fuertemente positivo tras alcanzar un 23.4, pero estuvo por debajo del nivel registrado en los tres estudios anteriores.

Alrededor de un 37% de las firmas anticiparon que los gastos de capital incrementarían, comparado con menos de un 6% que esperaban una disminución. Una gran mayoría de las firmas encuestadas (alrededor de un 55%) esperaban una subida de los precios pagados de aquí a doce meses. Sin embargo, el resultado neto se atenuó de un 52.9 en enero a un 45.7.

A pesar de las expectativas de costes más elevados, el resultado para los beneficios se mantuvo positivo, con un 29.1, aunque muy por debajo del 45.5 registrado a comienzos de año. El resultado para los precios cobrados siguió una tendencia similar, cayendo desde el mes de febrero, aunque se mantiene positivo con un 33.7.

Más de tres cuartos de los productores españoles destacaron precios más elevados en materias primas como la mayor amenaza individual para conseguir rentabilidad durante los próximos doce meses.

La competencia de las economías de bajo costo y las subidas de los precios de las energías fueron también señaladas como posibles amenazas a ganancias futuras. El porcentaje de firmas que registraron como amenaza para la rentabilidad el debilitamiento en la economía nacional se incrementó de un 25% en enero a un 35% en julio.