La confianza de los empresarios alemanes cierra 2018 en mínimos de dos años, según Ifo

Publicado 18/12/2018 11:23:07CET

MUNICH (ALEMANIA), 18 Dic. (EUROPA PRESS) -

La confianza de los empresarios alemanes ha despedido 2018 en su nivel más bajo desde diciembre de 2016, según refleja el índice elaborado por el Instituto de Investigación Económica de Munich (Ifo), que ha bajado a 101 puntos desde los 102 del mes anterior, después de registrar su cuarto descenso mensual consecutivo.

En concreto, la valoración de la coyuntura actual por parte de los empresarios alemanes ha empeorado a 104,7 puntos desde los 105,5 de noviembre, su peor lectura desde junio de 2017, mientras las expectativas para los próximos meses han caído a 97,3 puntos, frente a los 98,7 del mes anterior, registrando así su nivel más bajo desde noviembre de 2014.

"La preocupación está creciendo entre los empresarios alemanes", ha destacado el presidente del Ifo, Clemens Fuest, señalando que las empresas se mostraron menos satisfechas con su actual situación, mientras las expectativas siguieron deteriorándose. "La economía alemana afronta a unas fiestas sin alegrías", ha añadido.

En el caso del sector manufacturero, el índice de clima de negocio bajó de manera acentuada, debido principalmente al deterioro de las expectativas de los fabricantes, que entraron en terreno negativo por primera vez desde mayo de 2016, lo que llevó a las empresas a reducir sus planes de producción.

Por su parte, el clima de negocio en el sector servicios experimentó un considerable deterioro, registrándose un empeoramiento de la valoración de la situación actual, así como de las expectativas.

El deterioro del entorno económico ha llevado al Bundesbank, el banco central de Alemania, a recortar sus previsiones de crecimiento para Alemania en 2018 y 2019, situándolas en el 1,5% y el 1,6%, respectivamente, debido a un desempeño peor de lo esperado en la industria del automóvil durante el tercer trimestre del año.

Con respecto a sus previsiones de junio, el Bundesbank ha revisado así a la baja la expectativa de crecimiento de la economía alemana en cinco décimas, mientras que para 2019 la revisión ha sido de tres décimas. De su lado, el crecimiento para 2020 igualará al de 2019 al situarse en el 1,6%.