Economía/Macro.- Una amplia delegación marroquí vende hoy en España un clima propicio para las inversiones en el país

Avión de RAM
ROYAL AIR MAROC
Actualizado 28/04/2011 12:57:16 CET

Será recibida por el Rey, Salgado, Jiménez y Sebastián, ya que el Gobierno concede la "máxima importancia" a la visita

MADRID, 28 Abr. (EUROPA PRESS) -

Una amplia delegación de ministros marroquíes de áreas económicas inicia este jueves una visita de dos días a España que tiene como objetivo demostrar que en el país sigue y seguirá existiendo un clima propicio para las inversiones, a pesar de las protestas ciudadanas registradas en demanda de más democracia y libertad.

Hasta seis ministros marroquíes se han desplazado a Madrid, donde recibidos por el Rey, la vicepresidenta económica, Elena Salgado, y los titulares de Asuntos Exteriores y de Cooperación, Trinidad Jiménez, e Industria, Turismo y Comercio, Miguel Sebastián, han informado fuentes diplomáticas.

España refleja de esta manera la "máxima importancia" que concede a esta visita, que ve como una magnífica oportunidad para reforzar los lazos comerciales con el vecino alauí, que por ahora arrojan un superávit favorable para España, según las mismas fuentes.

Tras un mal 2009 en que los intercambios comerciales descendieron hasta los 5.400 millones de euros, el año pasado recuperaron la senda de ejercicios anteriores al alcanzar los 6.200 millones de euros, tendencia que España pretende consolidar en 2011.

A Marruecos España le vende fundamentalmente calderas, máquinas, vehículos y combustibles minerales y le compra ropa, calzado, pescados, crustáceos y legumbres, entre otros productos.

INTERES EN LA ENERGÍA SOLAR.

En el departamento que dirige Trinidad Jiménez se percibe un gran interés por parte de empresas españolas de invertir en Marruecos, en particular en el campo de la energía solar, debido a la voluntad del vecino alauí de diversificar sus fuentes energéticas apostando por esta energía limpia con la construcción de varias plantas.

Marruecos podría querer acudir a la experiencia española en este campo, por la condición de nuestras empresas como líder en renovables.

En el departamento que dirige Trinidad Jiménez afirman no tener constancia de que la situación política que atraviesa en general el Magreb haya afectado a este interés de las compañías de nuestro país por el vecino alauí.

Y es que en el plano político, España sitúa a Marruecos, junto a Argelia y Jordania, como los países que están en mejores condiciones de emprender reformas manteniendo una cierta estabilidad.

La delegación marroquí que visita España la componen los ministros de Economía y Finanzas, Salaheddine Mezouar; Energía, Minas, Agua y Medio Ambiente, Amina Benkhadra; Industria, Comercio y Nuevas Tecnologías, Ahmed Reda Chami; Turismo y Artesanía, Yassir Znagui; Equipamiento y Transporte, Karim Ghellab, y el ministro delegado del primer ministro de Economía y Asuntos Generales, Nizar Baraka.

Les acompañan el secretario general del jefe de la diplomacia marroquí, Youssef Amrani; el presidente de la patronal marroquí CGEM, Mohamed Horani y el presidente del Comité Empresarial hispanomarroquí, Saad Kettani.

ENCUENTRO CON LA CEOE.

Su programa arrancará esta tarde con un encuentro con la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE) que abrirán en la sede de la organización a las 16.30 horas el ministro Sebastián, el titular marroquí de Economía y Finanzas, y los presidentes de las patronales española y marroquí, Juan Rosell y Mohamed Horani, respectivamente.

La delegación será recibida en audiencia por el Rey en el Palacio de la Zarzuela a las 19.00 horas y posteriormente por la vicepresidenta económica. Marruecos organiza esa noche una cena en un hotel de Madrid con motivo de la inauguración de la Cámara de Comercio e Industria de Marruecos en España, en la que habrá palabras de la jefa de la diplomacia española.

El viernes, Trinidad Jiménez será la encargada de presentar a los titulares marroquíes de Economía y Finanzas y de Asuntos Económicos y Generales en un desayuno informativo en el hotel Ritz.

Marruecos envió recientemente una delegación similar a Francia, y previsiblemente hará lo mismo con Italia y EEUU, con el fin de reforzar las relaciones con sus principales socios comerciales.