Montero carga contra PP por su uso "partidista" del Senado y dice que habrá PGE, pese a su veto del déficit

La vicepresidenta primera y ministra de Hacienda, María Jesús Montero, durante una sesión de control al Gobierno en la Cámara Alta, a 6 de febrero de 2024, en Madrid (España). El Gobierno afronta esta sesión de control con incertidumbre después de que el
La vicepresidenta primera y ministra de Hacienda, María Jesús Montero, durante una sesión de control al Gobierno en la Cámara Alta, a 6 de febrero de 2024, en Madrid (España). El Gobierno afronta esta sesión de control con incertidumbre después de que el - Gustavo Valiente - Europa Press
Publicado: miércoles, 7 febrero 2024 10:16

Ve un "sinsentido" que la mayoría del PP "se emplee a fondo para perjudicar" a comunidades y ayuntamientos

MADRID, 7 Feb. (EUROPA PRESS) -

La vicepresidenta primera y ministra de Hacienda, María Jesús Montero, ha cargado contra el PP por su rechazo a los objetivos de déficit en el Senado y les ha advertido de que "se equivocan" si creen que con su veto el Gobierno no va a poder aprobar los Presupuestos Generales del Estado de 2024.

"No tiene ni pies ni cabeza, salvo que el único interés que le dirija es el bloqueo por el bloqueo, sin importar lo más mínimo ni el bienestar de los vecinos, ni la propia coherencia interna", ha criticado la ministra durante su intervención este miércoles en el Senado para defender los objetivos de estabilidad presupuestaria.

Aunque Montero ha reconocido la autonomía y la legitimidad del Senado para pronunciarse, ha afeado a los 'populares' el "flaco favor que hacen a la función institucional y democrática" de la Cámara Alta cuando intentan utilizarlo "de forma partidista para convertirlo en un contrapoder al Congreso de los Diputados o en un fortín propiedad de un grupo político".

Además, para Montero es "un sinsentido carente de toda lógica" que la mayoría de esta Cámara "se emplee a fondo para perjudicar" a las comunidades autónomas y a los ayuntamientos, privándoles de unos objetivos de estabilidad que le ofrecen un mayor margen de actuación para ejercer sus competencias.

En la última reunión del Consejo de Política Fiscal con las comunidades autónomas, Hacienda propuso un déficit del 3% en 2024 para el conjunto de las Administraciones, del 2,7% en 2025 y del 2,5% en 2026.

En el caso de las autonomías se estableció un objetivo del 0,1% para 2024. Para 2025 y 2026, las comunidades buscarán el equilibrio presupuestario. Para las entidades locales también se acordó el equilibrio presupuestario (0%) del 2024 al 2026, mientras que para la Seguridad Social el déficit se fijó en un 0,2% para 2024, en 0,1% para 2025 y en el 0% para 2025.

Pero si estos objetivos de estabilidad son finalmente rechazados dos veces en la Cámara Alta y entrasen en vigor los fijados en abril, las comunidades tendrían que cumplir con la estabilidad presupuestaria este año, mientras que los ayuntamientos tendrían un objetivo de superávit del 0,2%, lo que supone dar menos margen para el gasto de ambas Administraciones.

EL PP "SE EQUIVOCA" SI CREE QUE CON SU VETO VA A BLOQUEAR LOS PGE

"Quienes voten en contra lo que están planteando sencillamente es menos margen de gasto para los servicios públicos de esas administraciones territoriales", ha insistido la vicepresidenta primera del Gobierno.

Así, en caso de que el Partido Popular persista en "esa estrategia de obstrucción", Montero ha señalado que el Gobierno volverá a traer los objetivos de déficit a las diferentes Cámaras, tal y como figura en la ley. Y si siguen bloqueándolo, se aplicarían los fijados en la actualización del programa de estabilidad del mes de abril de 2023, que marca unos objetivos con menos capacidad de gasto para las administraciones territoriales.

"Aunque el Partido Popular crea que vetando estos objetivos el Gobierno no va a poder aprobar los Presupuestos Generales de 2024, se equivocan y vuelven a perjudicar a comunidades autónomas y ayuntamientos", ha remarcado.

RETORNO DE LAS REGLAS FISCALES

Además, la ministra de Hacienda ha recordado que todo este debate se produce en un contexto de retorno de las reglas fiscales europeas, una vez que se superó la extraordinaria situación que se derivó de la pandemia.

Pese a que la previsión es que puedan entrar en vigor este año con efecto a partir del próximo presupuesto de 2025, Montero ha defendido que España ha aplicado durante estos años que han estado suspendidas las reglas una política fiscal "prudente", a pesar del contexto tan complejo.

Esto, junto con el fuerte crecimiento económico experimentado, permitirá a España que en 2023 registre una reducción de su déficit público de más de seis puntos porcentuales, pasando del 10,1% en 2020 al 3,9% en 2023, una cifra "que se conocerá próximamente", según la titular de Hacienda .

HAY MARGEN PARA HACER FRENTE A "CUALQUIER EVENTUALIDAD"

La intención del Ministerio de Hacienda es aprobar la ley de Presupuestos Generales del Estado (PGE) para 2024 antes de abril. Para ello ya tiene listo el límite de gasto no financiero, conocido como techo de gasto, del Presupuesto del Estado para 2024, que se eleva a 199.120 millones de euros, un 0,5% más con respecto al ejercicio anterior, incluyendo los fondos procedentes de la Unión Europea.

Pero el techo de gasto no se vota en las Cortes, sólo los objetivos de estabilidad presupuestaria y de deuda pública, que tendrán que estar alineados con las normas fiscales europeas, tras años suspendidas por la pandemia.

Aun así, Montero ha defendido en el Senado que se trata de un límite de gasto no financiero "realista, prudente y claramente consistente con la consolidación fiscal" en el medio plazo, que también incluye cierto margen en caso de que fuera necesario acudir a cualquier eventualidad, dada la compleja en el exterior en relación con los conflictos que actualmente están en desarrollo.

"Yo hago un llamamiento a que todos los partidos, pero especialmente el Partido Popular para que vuelva a la política útil, al sentido de Estado y sobre todo deje atrás una política de confrontación y de tierra quemada que solo y exclusivamente perjudicaría a los ciudadanos", ha concluido la ministra.

Contador