RSC.- China reconoce que la presa de las Tres Gargantas está causando un desastre ecológico

Actualizado 26/09/2007 18:16:06 CET

BEIJING, 26 Sep. (de la corresponsal de EUROPA PRESS, Débora Altit) -

Tras años defendiendo las bondades del embalse de las Tres Gargantas, responsables chinos han admitido finalmente que el proyecto ha causado una cadena de desastres ecológicos, entre los que se incluyen desprendimientos de tierra y el aumento de la contaminación.

La consecuencia directa, si no se toman medidas, puede ser una "catástrofe" medioambiental, según reconocieron los responsables reunidos en un foro sobre medio ambiente organizado en la ciudad de Wuhan (centro) del que se hace eco la agencia oficial Xinhua.

Los participantes señalaron que, aunque la presa ha conseguido con éxito reducir el número de inundaciones que azotaban al tramo bajo del río Yangtsé, y que la electricidad generada ha permitido que se reduzcan en 100 millones las toneladas las emisiones contaminantes, el enorme peso del embalse está erosionando los márgenes del Yangtsé, conduciendo al aumento de desprendimientos.

Tan Qiwei, teniente de alcalde de Chongqing, donde se localiza la presa, comentó en el encuentro que los bordes de la misma se habían derrumbado en 91 partes distintas, y que un total de 36 kilómetros (la presa cubre una superficie de 600) se habían hundido.

Mientras el responsable del mantenimiento de las Tres Gargantas indicó que la seguridad de los habitantes de la zona se ve amenazada por estos problemas, y que los corrimientos han provocado olas en la presa de hasta 50 metros de alto, con el consecuente peligro que esto supone.

El encuentro, según reconoce Xinhua, se produce después de que el rotativo 'Wall Street Journal' informara sobre los efectos negativos de la presa, e incluyera las declaraciones de un experto confesando que, aunque durante la planificación del embalse se habían tenido en cuenta todos los riesgos, los problemas estaban superando con creces las expectativas.