Actualizado 27/06/2007 17:51 CET

RSC.- La empresa Ertisa invirtió el año pasado 776.000 euros en mejoras ambientales

HUELVA, 27 Jun. (EUROPA PRESS) -

La empresa Ertisa, situada en el Polígono Nuevo Puerto de Palos de la Frontera (Huelva) y perteneciente al Grupo Cepsa, invirtió el año pasado más de 776.000 euros en mejoras ambientales, además de ampliar sus instalaciones para aumentar su capacidad de producción en un 70 por ciento.

Según la declaración ambiental de la empresa, a la que ha tenido acceso Europa Press, las inversiones medioambientales se destinaron a la recogida y reutilización de aguas residuales; mejora del sistema de recogida de aguas pluviales; disminución de emisiones de compuestos orgánicos volátiles; y adquisición de nuevos equipos para análisis ambientales.

No obstante, la inversión más importante, dentro del apartado medioambiental para el que la empresa contó con un presupuesto de 6,3 millones de euros, se destinó a la ampliación de la Planta de Tratamiento Biológico de Efluentes, como consecuencia de la construcción de la nueva planta de Fenol III.

De la misma forma, aunque el volumen de fabricación de Ertisa en 2006 fue similar al del año anterior, la ampliación de las instalaciones existentes posibilitarán un incremento de la capacidad de producción calculado en un 70 por ciento.

Igualmente, los índices de consumo de materias primas también se han mantenido respecto a 2005, de forma que se utilizó un 0,8 por ciento menos de agua, un 3,45 de metros cúbicos por tonelada en total; se consumieron 1.872 termias por toneladas de energía calorífica y 218 kilovatios por toneladas, de energía eléctrica, experimentando un ligero ascenso en estas dos materias.

En cuanto a las emisiones a las atmósfera, la memoria medioambiental destaca que tanto las de dióxido de azufre y óxidos de de nitrógeno están "muy por debajo de los valores autorizados"; al tiempo que destaca que, durante 2006, se trataron en las cámaras de carbón activo de la empresa 634 Nm3 (normal de metro cúbico) de aire gastado por cada tonelada de producto.

Respecto a los efluentes líquidos, Ertisa redujo "considerablemente" los vertidos de fenoles, sólidos de suspensión, aceites y grasas, amoniaco y carbono orgánico total, debido al "alto rendimiento que se alcanza en el sistema de depuración y a los pretratamientos de las aguas residuales".

Finalmente, resalta que en 2006 se registró un aumento de residuos debido principalmente a la mejora del rendimiento de la Planta de Tratamiento Biológico de Efluentes; mientras que los niveles de ruidos en las diferentes plantas han estado por debajo de los límites establecidos por la legislación vigente.

Ertisa inició su actividad en 1975 con la producción y venta de metalaminas y sus derivados, ampliando su actividad tres años después a la fabricación de productos petroquímicos básicos, tales como el fenol, acetona, cumeno y, en 1997, alfametelestireno, productos de los que Ertisa es el único fabricante español.

La empresa cuenta con cinco plantas de fabricación: la de Cumeno (con una producción de 500.000 toneladas al año), la de Fenol/Acetona (con 350.000 y 220.000 toneladas al año), la de Alfametilestireno (10.000 toneladas al año), la de metalaminas (15.000 toneladas al año); y la de derivados (7.000 toneladas al año).