Actualizado 16/03/2012 22:51 CET

Cantabria propone al comité de Teka la recolocación de 107 trabajadores

Reunión
Foto: GOB

SANTANDER, 16 Mar. (EUROPA PRESS) -

   El Gobierno de Cantabria ha propuesto al Comité de Empresa de Teka la recolocación de buena parte de la plantilla afectada por el Expediente de Regulación de Empleo (ERE), concretamente a 107 trabajadores, en la empresa belga Néstor Martin, que ha confirmado al Ejecutivo su pretensión de instalarse en Santander antes de verano.

   De los restantes 91 trabajadores incluidos en el ERE (198 en total), 36 serían prejubilados, 13 externalizados a empresas de servicios vinculadas a TEKA, 27 permanecerían en TEKA Industrial y únicamente 15 perderían su empleo, de los cuales 5 son comerciales que no pertenecen a TEKA y los otros 10 restantes son técnicos de primer y segundo nivel.

   Así se lo ha transmitido el presidente de Cantabria, Ignacio Diego, a los representantes de los trabajadores en el transcurso de la reunión que han mantenido en la sede del Gobierno en Peña Herbosa, encuentro en el que también han participado el consejero de Industria, Eduardo Arasti, y los líderes de los sindicatos UGT, María Jesús Cedrún, CCOO, Vicente Arce, entre otros.

   Ignacio Diego ha explicado que, ante la dificultad de encontrar una solución al problema de TEKA con los dirigentes de la empresa, el Gobierno se planteó la posibilidad de recolocar a parte de sus activos en la firma Néstor Martin, con la que se venía negociando desde el mes de diciembre para implantar su actividad industrial en Cantabria.

   El Ejecutivo decidió entonces poner en relación a TEKA con Néstor Martin para estudiar la viabilidad de ese planteamiento, negociaciones coordinadas por el Gobierno en las que el propio presidente regional tomó parte junto con técnicos de las Consejerías de Industria y Economía, la Sociedad de Desarrollo Regional, el Instituto Cántabro de Finanzas y la Dirección General de Trabajo.

   Después de "intensas negociaciones" durante los últimos 15 días, esta misma mañana se ha llegado a un principio de acuerdo entre ambas firmas, acuerdo del que apenas unas horas después ha informado Ignacio Diego al Comité de Empresa y que mañana será dado a conocer a los trabajadores.

   A partir de ahora, según ha señalado Diego, corresponde a los trabajadores y a los representantes de ambas empresas la negociación de las condiciones del acuerdo promovido por el Gobierno cántabro, detalles que deben ser ultimados antes del 27 de marzo, que es fecha tope para presentar un acuerdo marco a las autoridades laborales.

   Por su parte, la dirección de Teka ha confirmado que se tratana de una línea de trabajo sobre la que venía "profundizando" con el Gobierno regional desde hace varias semanas, dentro de su objetivo de "minimizar" el impacto del ERE planteado en enero.

   La dirección de Teka Industrial recalca en un comunicado que "desde el primer momento ha tratado de limitar los efectos traumáticos del ERE y ha buscado garantizar la mejor solución para la empresa y sus trabajadores".

   La dirección de Teka Industrial agradece al Gobierno de Cantabria el "esfuerzo realizado en la búsqueda de un acuerdo positivo para todos y reitera su intención de seguir trabajando, como ha hecho hasta ahora, para lograr una solución satisfactoria para todas las partes".

   NÉSTOR MARTIN

   El grupo belga Néstor Martín se dedica a la fabricación de componentes de calefacción y se instalaría en Cantabria bajo la marca Termic Distribution Europe.

   La posibilidad de invertir en la Comunidad Autónoma surgió hace 3 meses, cuando directivos de la empresa trasladaron a Ignacio Diego personalmente y al consejero de Industria la voluntad de iniciar su actividad industrial en Santander.

   La empresa mostró entonces la necesidad de disponer con premura de una instalación en la que comenzar a desarrollar su producción antes de verano y se comprometió a generar 70 puestos de trabajo en un primer momento, con la pretensión de incrementar este número hasta los 130 a corto plazo.

   El Gobierno de Cantabria se ha comprometido con el grupo belga a aportar cinco millones de euros en préstamos y otros cinco en avales, a través de la línea de 200 millones que el Gobierno ha puesto a disposición de las empresas que quieran invertir en la región.

   Ignacio Diego ha explicado que esta aportación se haría con las "condiciones tipo" que se ofertan a cualquier empresa que quiera invertir en Cantabria y crear empleo, cumpliendo, eso sí, una serie de garantías exigidas por el Instituto Cántabro de Finanzas (ICAF).

Europa Press Comunicados Empresas