Actualizado 23/06/2009 17:38 CET

Economía/Empresas.- Aconda Paper no supera el concurso y cerrará la fábrica de Flaçà, con 240 trabajadores

GIRONA, 23 Jun. (EUROPA PRESS) -

La compañía Aconda Paper cerrará la fábrica de Flaçà (Girona), con 240 trabajadores, tras no haber podido alcanzar un acuerdo para la venta de la empresa --en expediente concursal-- a una compañía española del sector. El juez enviará el jueves a la Conselleria de Trabajo el informe en el que comunica la extinción de todos los puestos de trabajo.

Hoy acababa el plazo de prórroga que el juez del mercantil concedió a Aconda Paper para desencallar la negociación para vender la empresa, pero no se ha avanzado "absolutamente nada", según explicó a Europa Press el presidente del comité de empresa, Joan Brugué.

Esta mañana se celebró una asamblea de trabajadores en la que se comunicó a la plantilla que los bancos con quién la empresa tiene deudas no han aceptado compartir las garantías hipotecarias con el Instituto Catalán de Finanzas (ICF) para poder tirar adelante con la compra de Aconda. Una empresa de la demarcación de Girona había presentado una oferta, pero "está todo encallado, los bancos no dan su brazo a torcer", lamentó Brugué.

A partir de aquí, la Generalitat tiene 16 días para ratificar el informe del juez y devolverlo al juzgado mercantil. "Será en ese momento cuando la empresa quedará liquidada definitivamente", explicó Brugué. "Cada vez lo vemos más negro pero hasta que no pasen los 16 días no lo daremos todo por acabado", añadió.

Brugué criticó de manera rotunda a los bancos por no haber querido participar en la operación y no querer aceptar compartir, al 50 por ciento, las garantías sobre los terrenos hipotecados con el ICF.

Además, ahora los 240 empleados sólo cobrarán la indemnización del Fondo de Garantía Salarial (Fogasa) y recibirán 20 días por año trabajado con un máximo de 12 mensualidades, "una miseria", según Brugué.

Aunque se declaró "cada vez más pesimista", el presidente del comité se negó a perder la esperanza y confía en los 16 días de margen, "ya que la plantilla que lleva nueve meses luchando; se lo merece". "Todavía no estamos muertos, aunque esto es una agonía durísima", confesó.

Europa Press Comunicados Empresas