Actualizado 20/06/2012 22:09 CET

Papandreu: Grecia es el "chivo expiatorio" de la crisis de deuda

MADRID, 20 Jun. (EUROPA PRESS) -

El exprimer ministro griego Yorgos Papandreu ha afirmado que Grecia se convirtió en el "fácil chivo expiatorio" de la crisis de deuda de la eurozona, cuando en realidad el tiempo ha dejado claro que ha sido "una víctima de los fallos a la hora de diseñar e implementar la moneda única".

En una entrevista concedida a 'The Global Journal', Papandreu afirmó que la cumbre que celebraron Nicolas Sarkozy y Angela Merkel en Deauville fue el "punto de inflexión" en la crisis del euro, ya que creó una división de la eurozona entre los países con mayor y menor riesgo que cada vez se ha hecho más grande.

"Los mercados temían demasiado invertir en países como Grecia. Y esto tenía poco que ver con el comportamiento de Grecia. Los mercados simplemente no confiaban en el nuevo sistema que se había establecido para el euro", incidió Papandreu, quien añadió que a partir de esta cumbre surgió el miedo y la confianza se vio erosionada.

En este sentido, incidió en que para algunos miembros de la Unión Europea y para la 'troika' --la CE, el BCE y el FMI-- fue "bastante conveniente" atribuir únicamente esta situación a la falta de esfuerzo por parte de Grecia, lo que deslegitimó el programa de ayuda a los ojos de los ciudadanos europeos y, en concreto, de Grecia.

"Aunque comenzamos el programa en un clima de optimismo, incluso dinamismo, en un anhelo de la sociedad griega por el cambio, fuimos superados por acontecimientos fuera de nuestro control. Un pueblo orgulloso haciendo sacrificios importantes es retratado ahora como perezoso, incompetente y despilfarrador: reinaron estereotipos y prejuicios en lugar de un análisis serio", remarcó.

Papandreu incidió en que esto se convirtió en una ofensiva para el pueblo griego y no solo dañó a la economía, sino que también ha profundizado la recesión y ha socavado la aceptación de las reformas más importantes, como la lucha contra la evasión fiscal. "Todos los esfuerzos que se habían puesto en marcha en los catorce meses anteriores se erosionaron", remarcó.

Por este motivo, el exprimer ministro griego instó a la eurozona a que deje de aplicar "parches" y adopte medidas "inmediatas hacia una unión más profunda y más integrada". Además, reclamó que se desarrolle un pacto de crecimiento que se añada al pacto fiscal para estimular la economía europea y el empleo.

Así, insistió en que se debe dejar de evitar la cuestión real, que es poner todos los recursos en común y lidiar juntos contra la crisis, en vez de simplemente vigilar el comportamiento individual de los países.

Al nuevo Gobierno griego, le recordó que es "absolutamente crítico" que continúe con el proceso de reformas estructurales que mantuvo su gobierno durante todo su mandato.

Europa Press Comunicados Empresas