Actualizado 17/04/2012 21:53 CET

El Sepla ve "una provocación" en la actitud de Iberia

MADRID, 17 Abr. (EUROPA PRESS) -

La sección sindical del Sepla en Iberia aseguró este martes que la actitud de Iberia, tras el anuncio de un recorte del 20% en los costes salariales de los pilotos para aumentar la productividad, supone "un provocación" y "una deslealtad" al proceso abierto por el Gobierno para acercar posturas, que "imposibilita" llegar a un acuerdo.

Fuentes sindicales indicaron a Europa Press que algunas de las medidas anunciadas por la aerolínea forman parte del documento que la compañía ha hecho llegar al Ministerio de Fomento, en el que también se recoge que no dará marcha atrás a la puesta en marcha de Iberia Express, motivo del conflicto entre ambas partes.

Pastor pidió ayer a Iberia que remitiera al Ministerio un documento con los puntos en los que "hay discrepancias" con los pilotos, para hacerlo llegar al Sepla, con el objetivo de "acercar posturas" y ver "si existe la posibilidad todavía de un entendimiento", ya que lo contrario el Gobierno "actuaría en consecuencia". "Es mejor un mal acuerdo que un buen laudo", insistió.

La aerolínea había convocado a los representantes del Sepla este martes para proceder a eliminar determinadas condiciones del VII convenio colectivo de pilotos, por causas de "carácter productivo, económico y organizativo", para ahorrar 62 millones de euros y aumentar en un 25% su productividad, acogiéndose a la reforma laboral.

Pese a que el sindicato no se ha presentado hoy a la reunión alegando la imposibilidad de acudir de todos sus miembros, y a la espera de la evolución del encuentro ayer en Fomento, Iberia ha anunciado algunas de las medidas contempladas --que aplicará a este colectivo, el único con el que no ha logrado cerrar el convenio colectivo-- dentro del marco laboral vigente.

La reforma laboral permite a las compañías modificar las condiciones del convenio colectivo si acreditan una disminución persistente de seis meses consecutivos en sus ingresos.

ACUSAN A IBERIA DE "ENSAÑAMIENTO" CON EL COLECTIVO

Tras conocer las medidas, el Sepla ha cargado las tintas contra el consejero delegado de Iberia, Rafael Sánchez-Lozano, al que reprocha su "actitud de absoluto desprecio" al proceso conciliador abierto por el Gobierno en un intento por buscar un acercamiento entre las partes.

Según el sindicato, Sánchez-Lozano, en representación de Iberia, ha presentado un documento a Fomento en el que figuran algunas de las medidas anunciadas este martes por la compañía, lo que para el Sepla supone "una deslealtad a la buena fe e interés del Gobierno" de buscar soluciones al conflicto.

Entre ellas figuran el recorte del 20% en los costes salariales, la desaparición de las cláusulas que limitan las actividades de vuelo y descansos de tripulaciones, entre otras, además del "descuelgue del convenio" en aquellas cláusulas que obligan a Iberia a crecer en proporción a British Airways y la operatividad de Iberia en Barajas y El Prat, según recoge el Sepla.

Por su parte, el Sepla informó de que ha realizado diversas propuestas de rebajas salariales, ahorros de costes y aumentos de productividad que permitiesen desbloquear la situación y acusó a la dirección de Iberia de practicar "una vez más la actitud de ensañamiento" con el colectivo.

Así las cosas no parece posible un acuerdo que ponga fin a la huelga de pilotos en Iberia, con paros convocados todos los lunes y viernes hasta el 20 de julio, ya que ambas partes mantienen sus posturas inamovibles en lo que respecta a la creación de Iberia Express, después de que haya fracasado ya la mediación de Manuel Pimentel, a propuesta del Gobierno, y con la petición del Sepla a Fomento de

Europa Press Comunicados Empresas