Los deberes de Amnistía Internacional para Pedro Sánchez

Actualizado 12/06/2018 13:04:31 CET
Patera con 56 personas rescatadas en aguas del Mar de Alborán
SALVAMENTO MARÍTIMO - Archivo

   MADRID, 12 Jun. (EUROPA PRESS) -

   Amnistía Internacional ha reclamado al Gobierno de Pedro Sánchez "que las buenas intenciones y las declaraciones se plasmen en acciones concretas" para mejorar "la vida de miles de personas" con medidas que, según la organización, pueden ser efectivas "de manera casi inmediata, si existe una verdadera voluntad política".

   "Pedro Sánchez debería estar del lado de quienes defienden los derechos humanos y no del de quienes prefieren darles la espalda", afirma el director de Amnistía Internacional España, Esteban Beltrán. La organización ha enviado una carta al nuevo inquilino de La Moncloa en la que señala las "prioridades" y "principales retos" de su Ejecutivo en materia de Derechos Humanos.

   Entre las prioridades que señala Amnistía Internacional en la carta enviada a Pedro Sánchez están la implementación "de forma inmediata" de las medidas contenidas en el Pacto de Estado contra la Violencia de Género, "que se aprobó en septiembre pasado y que todavía no ha tenido ningún desarrollo", apuntan desde la organización, que reclama además la eliminación de las "barreras que impidan el acceso a la justicia para las mujeres víctimas de violencia de género o violencia sexual".

   Amnistía Internacional alerta además de "los terribles efectos que las medidas de austeridad regresivas han tenido en materia de salud y vivienda" en España, y pide al nuevo Gobierno socialista la reforma del Real Decreto Ley 16/2012 para "asegurar la universalidad de la atención sanitaria y garantizar que sea asequible para todas las personas". También que no se produzcan desahucios "sin que se evalúen las circunstancias de vulnerabilidad de las personas y sin que se ofrezca una vivienda alternativa para aquellas que no tienen recursos".

   En la carta, la organización denuncia, entre otras, la denominada 'Ley Mordaza' o Ley Orgánica de Seguridad Ciudadana (LOSC) por su "efecto desmovilizador y las restricciones a la libertad de expresión que está provocando", así como por "dar cobertura legal a las devoluciones en caliente a Marruecos desde Ceuta y Melilla". Por ello, exige la reforma de la ley recordando que es un compromiso que Sánchez anunció durante la moción de censura.

RESTRICCIONES EN LA VENTA DE ARMAS

   Respecto a política exterior, la organización pide que España promueva "el respeto y la protección de los derechos humanos en los foros multilaterales" y tengan en cuenta en sus relaciones bilaterales las "graves violaciones y abusos de derechos humanos" en países como Colombia, Cuba, México, Turquía y Arabia Saudí.

   "Un ejemplo de ello es que tienen en sus manos la posibilidad de poner fin de una vez por todas a las exportaciones de armas a Israel y Arabia Saudí, asegurándose así de que ningún arma española es usada para cometer o facilitar violaciones de derechos humanos y de derecho internacional humanitario", afirman desde Amnistía Internacional.

   Además, la organización demanda "políticas que dejen de dar la espalda a las personas migrantes y refugiadas", y emplaza al Gobierno español a impulsar en la Unión Europea "acciones para combatir las políticas de odio que se están llevando a cabo en algunos Estados miembros, como Hungría".